Las capturas en el Miño se limitan a un salmón por pescador y día, de Arbo a A Guarda

El nuevo reglamente prevé también la veda de algunas artes para preservar las especies


tui / la voz

En el tramo internacional del río Miño, desde Arbo hasta A Guarda, se instauran por primera vez cupos y tamaños en el ejercicio de la pesca recreativa. En la próxima temporada solo se podrá capturar un salmón por día, ocho ejemplares en el caso de reos o truchas, uno de sábalo y un máximo de cinco en el caso de su pariente cercano, que es el saboga. La decisión fue consensuada y aprobada en el marco del proyecto de cooperación transfronteriza Poctep Migramiño, liderado por la Xunta y financiado con fondos europeos, para la protección y conservación de los peces migratorios en esta cuenca.

Las nuevas medidas prevén que los cupos en las embarcaciones sean por pescador, menos en el caso del salmón, que se mantiene en uno por barco. Además habrá, posiblemente de unos quince días para las artes del trasmallo y el butrón. «Se trata de medidas, consensuadas en la comisión mixta y en la permanente, destinadas a preservar los recursos pesqueros. Especialmente las más vulnerables, que son el salmón y el sábalo», indica el comandante naval del Miño, Juan Díaz.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Las capturas en el Miño se limitan a un salmón por pescador y día, de Arbo a A Guarda