Una familia guardesa, a 1.800 euros de poder volver a su casa

Un incendio los dejó sin hogar y necesitan comprar materiales


a guarda / la voz

La crisis ha sido especialmente dura con João Luis Pinto y su mujer Ana Paula Poço, a los que un incendio les echó de su casa el 31 de marzo en A Guarda con tres hijos y dos nietos. Un generoso vecino les ha dado el abrigo de una vivienda vacía durante este tiempo y la solidaridad ha alimentado su esperanza de poder rehacer su hogar. Hasta mano de obra tienen porque ya se la han ofrecido dos empresas de la zona. «Dixeron que os días que fagan falta, pero que nós temos que poñer os materiais e por iso precisamos axuda», explica Joâo Pinto, emocionado. Abrieron una cuenta solidaria porque él está de baja. Cobra 400 euros por una minusvalía y la hija perdió el empleo por un ERTE así que aún no ha cobrado nada tras quedarse sin trabajo.

En esa cuenta hay 1.200 euros. «Fan falta 3.000 para poder comprar o material. Dende aquí fago un chamamento porque 1 só euro axuda a conseguir o importe», dice con un coraje encomiable. No le duelen prendas para agradecer ni luchar por su familia. «A Xunta denegounos a axuda porque temos 1.000 euros de ingresos e só podiamos ter 903, pero somos sete bocas e, ademáis de comer, temos que seguir a pagar un alquiler con opción a compra dunha casa na que non podemos vivir, de 337 euros ao mes», explica Joâo Pinto.

«Viven de prestado, Cubiertas Rial va a aportar la mano de obra y su maquinaria para hacerles un tejado nuevo», explican vecinos que se han volcado para ayudarlos. La cuenta de ING Direct es ES98 1465 0100 95 2022868565 y 747 854 121 el teléfono de Joâo. También necesitan ropa para los niños pequeños.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Una familia guardesa, a 1.800 euros de poder volver a su casa