¿Vio Julio Verne el rayo verde en las Cíes?

e. v. pita VIGO / LA VOZ

VIGO

SANDRA SÁNCHEZ

Guías de las navieras de Vigo venden el romántico efecto óptico como un nuevo encanto de la ría

25 abr 2022 . Actualizado a las 17:39 h.

El escritor francés Julio Verne, cuatro años después de navegar con su yate por la ría de Vigo, publicó en 1882 una novela romántica por entregas titulada El rayo verde. Narra las aventuras de la joven soltera escocesa Elena Campbell en su búsqueda del último rayo de la puesta de sol, que es verde. Instigada por sus tíos casamenteros, viaja a la isla de Iona junto a su pretendiente, un sabio engreído y corazón de hojalata, y un sensible pintor de paisajes. Según la leyenda, habrá boda si dos enamorados ven juntos el rayo verde. La joven no contempla el fenómeno atmosférico porque, en el instante crucial del ocaso, intercambia su mirada con el pintor. Contar el final del folletín, publicado la víspera de San Juan, sería hacer spoiler.

El rayo verde, popularizado por la novela de Verne, empieza a ganar interés para los guías de las navieras de la ría de Vigo, que lo promocionan como un nuevo encanto turístico de las islas Cíes y la costa de Cabo Home. En Semana Santa, un guía de la naviera Mar de Ons rememoró por megafonía el libro de Verne al pasar la Costa da Vela. Avisó al pasaje de que el rayo verde descrito en su novela se divisa con frecuencia en el horizonte desde el monte Facho, en Cangas, frente a las Cíes. Y recalcó que el francés visitó dos veces Vigo.

Pero ¿hay indicios de que el novelista se inspiró en un rayo verde que vio en la ría de Vigo cuatro años antes para escribir su relato? Ramón Suárez, miembro de la Sociedade Jules Verne de Vigo, no cierra la puerta a la imaginación: «No nos consta oficialmente que Verne se inspirase en Vigo pero, por supuesto, pudo ver en su imaginación El rayo verde en esa perfecta ubicación allende las Cíes, al igual que vio los galeones de Rande. Igual que se inspiró para 20.000 leguas de viaje submarino, puede que en su travesía se lo imaginase también».