Un incendio paraliza Stellantis Vigo, mientras una decena de auxiliares planean ERTE

El fuego obligó a evacuar a 300 operarios de la nave de pintura «inteligente»


Vigo / La Voz

Un incendio registrado ayer a la una de la tarde en una cabina obligó a evacuar a 300 personas del taller de pintura de la fábrica de Stellantis Vigo (antigua PSA Citroën) y a paralizar la producción de coches por completo. La previsión es que se pueda reactivar en breve la fabricación en Balaídos, que de todos modos ya tenía previsto parar la línea 1 hasta el próximo lunes por falta de piezas.

El fuego se produjo en una cabina de unos veinte metros cuadrados en la que se estaba pintando el chasis de una furgoneta Berlingo. Sorprende que el suceso se produjera en estas cabinas, puesto que todo el proceso está monitorizado por grandes robots cuyo software analiza un volumen de información que supera los tres millones de datos al día. Esta información permite conocer detalles como la temperatura de la cabina, el estado de la atmósfera del entorno, el grado de humedad y parámetros relacionados con la pintura como los tiempos de cocción. Todos estos detalles son analizados constantemente, siendo además contrastados con la información correspondiente al resultado del pintado de la carrocería de los coches. Y en este proceso intervienen además los algoritmos de inteligencia artificial, que en todo momento analizan posibles problemas o incidencias y cómo solventarlos.

Sin embargo, los bomberos consideran que algo debió de fallar en el proceso de electroforesis, por el que la pintura -que está cargada con un polo eléctrico- impregna la carrocería, que está cargada con otro polo eléctrico.

En cuanto se produjo el fuego, rápidamente saltaron los dispositivos antiincendios. En un primer momento, los encargados de intervenir en el incidente fueron los bomberos de la plantilla de PSA. Sin embargo, la situación obligó a llamar a los efectivos municipales, que enviaron dos dotaciones con tres vehículos. La nave quedó inundada y llena de humo y hubo que ventilarla hasta pasadas las tres de la tarde. Una hora después, la producción se volvió a reanudar, pero a un ritmo mucho más lento del habitual. La empresa afirmó que tanto los protocolos de actuación como los de extinción funcionaron bien sin que se produjeran daños personales.

«A perro flaco todo son pulgas», ironizaban ayer desde los sindicatos, ya que el siniestro se produjo apenas horas después de que el grupo Stellantis anunciara un ERTE de 60 días hasta final de año por los problemas en los stocks de microchips. A la falta de suministros por la escasa producción se ha unido el atasco en el canal de Suez lo que, según el presidente de la Autoridad Portuaria de Vigo, Jesús Vázquez, retrasa en diez días más la recepción de piezas de Asia. El ingeniero de automoción Roberto Vilaboa señala que «todos los proveedores de Stellantis están afectados. Está habiendo paradas» y señala que algunos se están planteando alternativas de aprovisionamiento de microchips. 

Ante esta panorama, una decena de empresas ya están preparando expedientes de regulación de empleo que pueden afectar a unas mil personas, según confirma el economista del sector de automoción, Xavier Berbel.

UGT estima que pueden sumarse más proveedores y más afectados ya que otros fabricantes a los que se suministra desde Vigo también planean paradas. Algunas de las compañías del sector han comenzado con paros antes de iniciar la tramitación del ERTE. Es el caso de Plastic Omnium que fabrica en Redondela parachoques y otros elementos para los vehículos del grupo Stellantis. Entre las empresas afectadas, además de Plastic Omnium están Denso, Faurecia o Treves. La responsable de automoción de la CIG, María Xosé García señala que los ERTE «que están a negociar van den 42 días ata 60 de aquí a final do ano».

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
14 votos
Comentarios

Un incendio paraliza Stellantis Vigo, mientras una decena de auxiliares planean ERTE