70 vidas salvadas gracias a la máquina que hace de pulmón

El Cunqueiro ha utilizado la ECMO ya en 100 pacientes


Vigo / la voz

La circulación extracorpórea revolucionó la cirugía a partir de los años 50. Desde esta década está teniendo un enorme impacto también en las unidades de cuidados intensivos. La del Álvaro Cunqueiro incorporó la técnica ECMO (oxigenación por membrana extracorpórea) en el 2016 y acaba de atender a su paciente número cien.

La filosofía es la misma que en las operaciones: unos tubos hacen circular la sangre del paciente por una máquina que hace las funciones del pulmón, de manera que la oxigena mientras el órgano se va recuperando. A diferencia de la circulación extracorpórea en quirófano, en la uci puede durar semanas. De los cien que se han tratado en el Cunqueiro con esta técnica, 70 han sobrevivido. Hay que tener en cuenta que es una técnica de última línea, la última oportunidad para algunos pacientes. «Es la técnica más esperanzadora en los enfermos muy graves y la que más ha cambiado los pronósticos y los índices de supervivencia de la uci desde la ventilación mecánica», dice el médico intensivista Ignacio Chico, uno de sus principales impulsores.

No se emplea en cualquier enfermedad. La gripe es un uso típico de la ECMO. El covid, como dolencia que afecta al sistema respiratorio, también. Se ha utilizado en seis personas. Sin embargo, la infección que provoca el coronavirus tiene una particularidad que es que no complica tanto la oxigenación de los pulmones como la expulsión del dióxido de carbono. En estos casos, desde el verano se emplea una variante de la técnica que se llama ECCO2R. Es ligeramente menos invasivo que la ECMO porque necesita menos flujo de sangre y, por lo tanto, se emplean unos tubos más finos.

La ECMO se emplea también en otras dolencias, como la parada cardíaca. La filosofía es similar: dar tiempo al pulmón -en ocasiones también se sustituye la función del corazón- para que se vaya recuperando, mientras no tiene que trabajar porque su función la hace la máquina. Para ello, se conecta una cánula a la vena femoral, en la ingle, y otra a la yugular, en el cuello, de forma que toda la sangre del cuerpo vaya circulando por el aparato. Tarda un minuto en pasar todo el flujo.

El Cunqueiro ya ha ido adquiriendo experiencia en esta técnica. Fue el primer hospital en implantarla. Es también el centro de referencia para todo el sur de Galicia. Desde el año pasado, además, acuden a la llamada de los hospitales de Pontevedra y Ourense para tratar a otros pacientes. Es decir, no es que les deriven a los enfermos sino que van a buscarlos, introducen las cánulas y se llevan el paciente a la uci de Vigo. Con este sistema ya han tratado a trece personas de los otros dos hospitales públicos del sur de Galicia.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

70 vidas salvadas gracias a la máquina que hace de pulmón