La Diputación invertirá más de un millón de euros para dotar a Hío de un vial seguro con O Viso

VIGO

Carmela Silva, junto a Gonzalo Caballero, este miércoles en Pontevedra
Carmela Silva, junto a Gonzalo Caballero, este miércoles en Pontevedra PSDEG

El proyecto, fruto de una demanda histórica, permitirá dotar al vial de aceras, con un itinerario peatonal

23 ene 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

La Diputación de Pontevedra ha dado el visto bueno a uno de los proyectos de seguridad vial más esperados en la comarca de O Morrazo. La mejora de la EP 1005, entre O Viso y O Hío, arrancará este año en Cangas con un presupuesto de más de un millón de euros. «Es un proyecto histórico. Cuando llegamos al gobierno, lo que había en marcha era imposible de ejecutar y hay que aplaudir el esfuerzo del Concello de Cangas para poder tener los terrenos para que esta gran obra pueda ser una realidad», destacó la presidenta del ente provincial, Carmela Silva. La actuación, que se extenderá en un tramo de un kilómetro desde el cruce con la PO-315 hasta la iglesia de San Andrés do Hío, transformará por completo la vía en una vía del siglo XXI con recorrido peatonal, nueva vía y señalización. Plataformas de convivencia, iluminación eficiente y sistemas de atenuación del tráfico.

Esta actuación pretende, principalmente, dotar a la carretera provincial de un itinerario peatonal continuo y convertirla en una vía que permita la movilidad de las personas con seguridad y comodidad ya que, en la actualidad, no cuenta con aceras y se trata de una carretera con un intenso tráfico de vehículos. «Seguimos apostando por un modelo de movilidad que está transformando la provincial, porque lo que antes eran espacios para los vehículos están ahora convirtiéndose en lugares para las personas», indicó Silva.

En concreto, se ejecutará un itinerario peatonal en la margen derecha de 2,5 metros de ancho, zonas de convivencia mixta entre personas y vehículos diseñadas como zonas 30” en dos tramos estrechos y un tramo de cien metros con acera en @ambos las dos márgenes de la carretera en las cercanías del futuro centro de salud. También, mediante esta mejora integral se ampliará la plataforma de la carretera para incluir dos carriles y se instalarán sistemas de calmado de tráfico, mediante señalización y ejecución de reductores físicos de velocidad, que garanticen la seguridad para las personas usuarias de la vía. Además, se va a reforzar el firme en toda la carretera; implantar cunetas de borde de calzada; ejecutar nuevos servicios de recogida de aguas pluviales, redes de electricidad, telecomunicaciones y abastecimiento; instalar nueva señalización horizontal y vertical en todo el tramo e implantar un sistema eficiente de iluminación que transformarán por completo la vía.