Un Alondras construido desde la defensa hacia delante

Luis Manuel Rodríguez González
luis m. rodríguez REDACCIÓN / LA VOZ

VIGO

XOAN CARLOS GIL

El plantel de Cangas sigue invicto después de nueve jornadas

04 ene 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

Xurxo Otero es un personaje bien conocido en el fútbol vigués tras convertirse en baluarte del Celta, llegar a la selección nacional y jugar en Primera con camisetas tan prestigiosas como las del Valencia, Betis o Atlético de Madrid. En los banquillos de Tercera División dirigió al Rápido de Bouzas y Arousa, antes de asumir el reto de rescatar al Alondras, en la campaña frenada por la pandemia. En la actual, comenzando desde el inicio, ha forjado junto a su amigo Fonsi Valverde uno de los conjuntos más sólidos de la categoría, con solo una derrota en once jornadas y seis goles encajados.

equipo

Un grupo solidario

Es mandamiento prioritario, pero Otero destaca sobre todo el compromiso de su plantilla sobre el terreno de juego: «Nuestros números dicen que hacemos muchas cosas bien, pero lo principal es que se trata de un grupo en el que todos suman. Nadie se deja nada a la hora de ayudar a un compañero y muchos están rindiendo por encima del nivel esperado. Además, es un grupo homogéneo en el que cualquiera puede jugar sin que baje el rendimiento colectivo. Es fundamental para la regularidad».

Defensa

El vértice del nuevo bloque La dupla técnica de Nigrán tenía claro por dónde iniciar la nueva edificación: «Para ser competitivo en este torneo hay que comenzar a ser efectivos desde atrás hacia delante. Al final debe trabajar todo el equipo. Nosotros hacemos una presión alta, saliendo a buscar al rival y a provocar el error. Eso te puede crear problemas si no recuperas el balón, pero el equipo ha sabido sacrificarse para replegar bien. Esa solidaridad de todos en tareas defensivas es muy necesaria para que sea efectiva la presión».