«Siempre dije que mi nivel era para estar arriba, pero no me valoraban»

El vigués dice que encontró un equipo y una moto a su altura en su vuelta a Gas Gas


vigo

Cuarto en el Mundial de Trial al aire libre, subcampeón de España y con el primer podio de su vida en la modalidad bajo techo. Con este balance en el año de su regreso a Gas Gas, Jorge Casales Carrasco (Vigo, 1995) no puede disimular su satisfacción ni un punto de reivindicación. Tras una travesía en el desierto, recordó que siempre había pedido una moto y un equipo a su altura para demostrar su valía, algo que hizo esta temporada después de darle un cambio a su vida. En el 2021 seguirá en Gas Gas y con la intención de asaltar el podio mundialista.

-¿Qué balance hace de la temporada?

-Estoy contento. Con un equipo nuevo (volvía a Gas Gas), tuvimos un principio de año difícil, adaptándonos a la moto. Pero hice el primer podio de mi vida en un mundial indoor y fui quinto en la general, luego gané la primera carrera del Campeonato de España y a partir de ahí comencé a encontrarme muy fuerte. Y aunque el coronavirus nos rompió después la gestión de la temporada, el balance general es muy bueno. Estar luchando siempre en el grupo de cabeza era el objetivo que tenía que desde hace un par de años y ahora lo hemos conseguido.

-Cuarto en el Mundial, ¿el punto negativo fue no hacer podio?

-De no ser por la carrera de España, en donde tuvimos problemas mecánicos e hicimos un undécimo y un octavo puesto, podríamos haber estado en el podio, porque acabé cuarto en la general a cinco puntos del tercero. Me voy contento porque sé que he sido uno de los pilotos más regulares del año y siempre he estado arriba.

-¿En algún momento pensó que podía ganar el campeonato de España?

-Por supuesto. Cuando comenzamos ganando la primera prueba, luego en las siguientes carreras hicimos dos segundos puesto y luego llegó Ripoll, en donde terminamos segundos los dos días, pero de ganar el segundo día habría llegado con muchas opciones. La última carrera intenté prepararla muy bien y yo hice lo que tenía que hacer, que era ganar, pero Adam fue segundo y se llevó el título.

-¿Se ha reencontrado esta temporada después de unos años oscuros?

-Desde que dejé Gas Gas hasta ahora que volví, ha sido una época difícil para mí, un poco frustrante, porque yo siempre dije que quería un equipo y una moto que estuviesen a mi altura, que yo tenía las dotes para estar arriba. Siempre he dicho que mi nivel era para estar arriba pero que no me sentía valorado y al final cuando te valoran y te dan lo que quieres, las cosas salen solas y demuestras que eres un piloto que puede estar siempre en el top. No lo digo yo, lo demuestro con resultados. Para mí esto es una bomba de oxígeno, porque todo lo que venía diciendo lo he demostrado este año.

-Repetirá en Gas Gas el año que viene.

-Tengo contrato y la verdad es que estoy con muchas ganas de luchar por estar lo más arriba posible y subir al podio. Ya veremos cómo transcurre la temporada que viene en cuanto a carreras debido al covid-19.

-¿Está de nuevo en el punto de partida?

-Fue un punto y aparte global, pegué un cambio en mi vida. A nivel personal creo que me he asentado un poco, he encontrado un sitio fijo para vivir, una pareja que me da mucha estabilidad y esos factores te permiten disfrutar y ser feliz en el día a día. Además, creo que he conseguido un equipo-familia a nivel personal que me ha dado mucha estabilidad. Y como siempre, mis padres han estado ahí apoyando.

-¿Y ahora vacaciones?

-Eso nunca. Vacaciones de carreras sí, pero ahora empezamos a pensar en la temporada 2021, con muchos test, supongo que iremos a Austria para ver un poco prototipos, no sé si tienen pensado hacer alguna moto nueva. Si todo va bien, el Mundial indoor comenzará en mayo y en junio, la temporada al aire libre.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

«Siempre dije que mi nivel era para estar arriba, pero no me valoraban»