Vigueses minan bitcoins desde varias granjas de ordenadores de Kazajistán

Jóvenes emprendedores alquilan potencia eléctrica en países baratos para crear criptomonedas y ganar recompensas


vigo / la voz

El hostelero vigués Carlos Pardo regenta una cafetería en Coruxo y, durante el confinamiento, sobrevivió ganando dinero como minero de criptomonedas desde su casa. Este oficio consiste en usar la potencia de cálculo de los ordenadores para descifrar unos códigos que generan criptomonedas y, a cambio, se cobra  una recompensa. En marzo cerró su local e hizo un ERTE a cuatro empleados. Luego, invirtió una suma para contratar potencia de minado de la criptomoneda Bitcoin Vault por 1.100 días a la plataforma polaca Minebest. Esta compañía ha montado granjas de ordenadores en Kazajistán, en Asia Central, porque allí la electricidad es muy barata. Ahora, cada día Carlos Pardo recibe una recompensa que puede superar los 50 dólares en dividendos en función de que los mineros sean capaces de generar nuevas monedas. «Sobreviví a la pandemia con esta inversión, mi sustento lo saqué de minar criptomonedas y le voy a meter más dinero, da mucho más que una cafetería, no se sabe si habrá un rebrote del covid-19. Alguna gente se quedó en paro y ganó dinero vendiendo las monedas que guardaba».

Gracias por leer La Voz

Suscríbete al periodismo sin límites hecho en Galicia

WEB+APP
Lee todas las noticias en la edición digital y la aplicación, accede a contenidos exclusivos y disfruta de una lectura sin publicidad intrusiva
VERSIÓN PDF
Accede a la réplica del periódico en PDF, a todas las ventajas de la suscripción WEB+APP y a la hemeroteca de La Voz desde 1882

Vigueses minan bitcoins desde varias granjas de ordenadores de Kazajistán