Los test rápidos dan decenas de falsos positivos entre el personal sanitario de Vigo

En pocos días ha habido más de un centenar de supuestos contagios y en algunos departamentos hasta 15 resultados inválidos

Un sanitario realiza una prueba de coronavirus en el hospital Meixoeiro de Vigo
Un sanitario realiza una prueba de coronavirus en el hospital Meixoeiro de Vigo

Vigo / la voz

La utilización de los test rápidos para diagnosticar a trabajadores sanitarios del área de Vigo expuestos al coronavirus ha levantado mucha incertidumbre entre parte de la plantilla de los hospitales y centros de salud de Vigo. La Voz ha podido constatar decenas de casos de trabajadores del Hospital Álvaro Cunqueiro y de centros de salud que habían arrojado un resultado positivo en esa prueba rápida y a los que, después, se les hacía una prueba más precisa y daban negativo. Y esto ha generado muchas suspicacias. El último caso es el de los trabajadores de las ambulancias del 061. Nueve dieron positivo el viernes en la prueba rápida y, cuando se les hizo el análisis genético de PCR resultó ser negativo.

Según fuentes de los hospitales ha habido más de cien trabajadores que han dado positivo en las pruebas rápidas y que supuestamente estaban en fase activa de la enfermedad. Oficialmente, el Sergas no ofrece estos datos. Las pruebas se hicieron en seis días, entre la semana pasada y el fin de semana anterior. La magnitud del problema es fácil de entender: ese centenar de casos descubiertos en pocos días son más que todos los positivos que se habían detectado hasta entonces entre el personal sanitario del área sanitaria de Vigo.

Pero los resultados no son válidos, porque cuando se hacen otras pruebas se descubre que son falsos positivos.

Existen tres tipos de pruebas para el coronavirus. Una es la PCR, que detecta la presencia del virus en el organismo del paciente, mediante una técnica genética. Otra es el test rápido (resultado en quince minutos), que mide si en el organismo hay anticuerpos -las sustancias que crea para luchar contra el virus-, con un poco de sangre que se deposita en un reactivo tras un pinchazo en el dedo. La otra es el análisis serológico mediante la técnica Elisa, una extracción de sangre para su procesado en laboratorio (varias horas), que también mide la cantidad de anticuerpos que existen, con fiabilidad total.

Las rápidas son las que están ofreciendo falsos positivos. Con un añadido: el test puede distinguir, en teoría, si el paciente está en fase activa de la enfermedad o ya la ha superado. Porque según el momento, el cuerpo genera anticuerpos distintos: los IgM aparecen en la fase aguda y los IgG llegan después y son los que quedan. Muchos han dado positivo en unos y otros, pero los que de entrada representan un problema mayor son los que están en fase activa.

Por ello, hay decenas de trabajadores que reciben un diagnóstico de infección por coronavirus en fase activa aunque no tienen síntomas, pasan a aislamiento domiciliario y no pueden trabajar y hasta se contrata a sustitutos. Después se hacen las otras pruebas y se comprueba que no tienen el virus (mediante PCR) o que no tienen anticuerpos porque nunca estuvieron contagiados (mediante prueba serológica).

Las pruebas rápidas se han hecho hasta ahora a las personas que han estado más expuestas: urgencias, uci, plantas covid, radiología y varios centros de salud, así como las ambulancias. En todos esos departamentos las fuentes consultadas reportan situaciones similares.

Pero lo que más suspicacias ha generado en la plantilla, coinciden fuentes de departamentos distintos, es que haya varios falsos positivos en un número voluminoso de pruebas de un mismo departamento. No son solo los nueve de las ambulancias del 061. Es algo que ha ocurrido también en el centro de salud de Sárdoma, donde había quince, en el de Coia o en radiología. Entre otros.

Los datos ponen en cuestión también la supuesta afectación del uso de mascarillas defectuosas compradas por el Gobierno central. No hubo tantos afectados como se comunicó -la cifra superaba los 60-, porque muchos de ellos ahora están dando negativo en la prueba PCR, que es la que mide si alguien tiene el virus.

El 061 hará las pruebas a todos

El director de la Fundación Pública Urxencias Sanitarias de Galicia 061, José Flores Arias, explica que los 9 trabajadores de Ambulancias del Atlántico inicialmente positivos han dado negativo en la PCR. «Priorizamos las pruebas en aquellos que habían usado las mascarillas defectuosas», dice el médico. Ya han terminado. «Tenemos un plan para hacer las pruebas a todos los trabajadores, técnicos y sanitarios», asegura.

La CIG reclama que se haga la prueba serológica Elisa porque permitiría distinguir si se han dado falsos negativos en la prueba rápida o si los trabajadores sufrieron la infección en el pasado y la superaron. «Noutros sitios de Galicia si que se fan así», dice Xesús Pastoriza.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos
Comentarios

Los test rápidos dan decenas de falsos positivos entre el personal sanitario de Vigo