La Fiscalía de Vigo refuerza a diario los controles de las residencias de mayores

El Ministerio Público supervisa las medidas adoptadas en cada centro para evitar los contagios


vigo / la voz

La Fiscalía de Área de Vigo ha reforzado el seguimiento diario de las residencias de la tercera edad, tanto públicas como privadas, debido al alto numero de personas de riesgo por la enfermedad COVID-19. El Ministerio Público recaba información todas las jornadas sobre la situación de cada centro en relación con los contagios de coronavirus, el número de fallecidos (suman ya 55 en el área sanitaria), las medidas adoptadas para evitar la propagación y el cumplimiento de los protocolos.

Los fiscales también están atentos a aquellas situaciones de necesidad planteadas por los centros así como cualquier otra información de interés que las direcciones de las residencias consideren oportuno transmitir..

Esta actuación de control y vigilancia se hace por indicación de la Fiscalía General del Estado y bajo la coordinación de la Fiscalía Superior de Galicia. El objetivo es disponer de datos actualizados de Vigo que permitan a la Fiscalía realizar su «función tuitiva» (defensora) de protección de las personas mayores. Según señalan fuentes del Ministerio Público, la atención y seguimiento de estas residencias forma parte de la actividad habitual, pero se ha visto «potenciada» en estos momentos para dar mejor respuesta a la incidencia de la epidemia en el área de Vigo. Las mismas fuentes aclaran que el objetivo de la Fiscalía no es tanto disponer de datos estadísticos como hacer un seguimiento para saber si se está llevando a cabo una atención sanitaria y asistencial adecuada.

La situación ha cambiado respecto a hace un mes. Una vez que el Gobierno decretó el estado de alarma por la emergencia sanitaria del COVID-19, los juzgados de Familia de Vigo dejaron de visitar los geriátricos en compañía del forense y el fiscal para inspeccionar los ingresos involuntarios de personas mayores, porque no era una labor prioritaria. Sí se mantuvieron los internamientos en psiquiátricos. Pero tras la ola de contagios en las residencias, la Fiscalía especial de protección a los más vulnerables retomó los seguimientos en los asilos de Vigo y O Val Miñor. Todo esto se hace con el mínimo personal disponible.

Al igual que el resto de Fiscalías Territoriales de Galicia, Vigo ha ajustado su funcionamiento al mantenimiento de los servicios mínimos esenciales para la tutela judicial efectiva. Sigue las directrices del Poder Judicial, la Fiscalía General y el ministerio.

La prestación de dichos servicios se ha adaptado al ajuste de plantilla establecidos por las tres instituciones y por la Xunta, en el caso de los funcionarios autonómicos. Durante la cuarentena, la Fiscalía ha limitado la entrada de profesionales y ciudadanos a su sede salvo para los trámites imprescindibles e inaplazables.

Por otra parte, portavoces del BNG en Vigo, Cangas y Nigrán criticaron la «nefasta» gestión de la crisis del coronavirus en las residencias de Barreiro, Aldán y Patos. Culpan de «inacción» a la Consellería de Política Social y a la delegación de la Xunta por no dar respuesta a las demandas de familiares y trabajadores para corregir las deficiencias y ven «tardío» el traslado de sanos al centro de Patos.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
36 votos
Comentarios

La Fiscalía de Vigo refuerza a diario los controles de las residencias de mayores