29 facultativos del Chuvi aspiran a ser profesores de la Universidad de Vigo

Las nuevas siete plazas de Ingeniería Biomédica generan gran expectación en el hospital

Estudiantes en el Cunqueiro
Estudiantes en el Cunqueiro

Vigo / la voz

La docencia y la sanidad siempre han ido de la mano, y el desembarco de la Universidad de Vigo en el Hospital Álvaro Cunqueiro ha generado una gran expectativa entre los profesionales. La institución académica está en pleno proceso para reclutar siete profesores para la carrera de Ingeniería Biomédica, que se imparte desde el curso pasado. Un total de 29 facultativos del Complejo Hospitalario Universitario de Vigo, que engloba a los hospitales públicos de la ciudad, han presentado sus candidaturas para esas plazas.

En los hospitales de la ciudad siempre se ha vivido con cierta añoranza la carencia de una facultad de Medicina, que pudiera enriquecer el hospital. La titularidad de esa carrera está en exclusiva en Santiago y la relación con aquella universidad se desbloqueó hace unos años, lo que permitió convocar nuevas plazas de profesores. Pero el hospital tampoco ha podido ganar más puestos, aunque aspiraba a ello. Hay 24 profesores asociados de Medicina, más un titular y un catedrático; aunque el Chuvi aspiraba a lograr siete plazas más.

El grado en Ingeniería Biomédica es una oportunidad para muchos profesionales y por eso se han presentado 29. Son siete materias. Cada una engloba varias especialidades, de manera que hay unos cuantas personas de diferentes servicios compitiendo por cada puesto. Darán clase en el segundo curso de la carrera, que tiene 57 alumnos. La Universidad de Vigo y el hospital han compuesto comisiones de selección que en las próximas semanas evaluarán los proyectos.

Estas son las primeras siete plazas de profesor universitario que se lanzan en el ámbito sanitario para esta nueva carrera del campus de Vigo. En el próximo año académico, los primeros alumnos pasarán a tercero y está previsto contratar a siete docentes más. En el siguiente serán dos, hasta tener un total de 16 puestos.

Pero el perfil de Ingeniería Biomédica es diferente al de Medicina. Forma a ingenieros, no a profesionales sanitarios, de manera que la carrera conecta dos mundos que habitualmente no suelen encontrarse en los hospitales. El Cunqueiro confía en que la llegada constante de este tipo de profesionales en formación sirva para entrar en nuevos proyectos y para buscar nuevas soluciones tecnológicas a necesidades sanitarias.

Newsletter Educación

Recibe todas las semanas la información más relevante sobre educación

Votación
0 votos
Comentarios

29 facultativos del Chuvi aspiran a ser profesores de la Universidad de Vigo