El Revendible se muda tras 111 años

Los dueños reformarán el edificio y no han renovado el contrato de arrendamiento


vigo / la voz

111 años abierto en el número 4 de la calle Abeleira Menéndez y ya ha llegado el momento de cambiar de sitio. Los clientes de El Revendible tardarán en acostumbrarse a la nueva ubicación.

Pero las leyes del mercado mandan y los nuevos propietarios del edificio han decidido no renovar el contrato de arrendamiento a los inquilinos. El viejo inmueble será reformado para sacar nuevas viviendas al mercado inmobiliario. Dos inquilinos que quedan viviendo en el mismo edificio también tendrán que buscarse otro lugar donde vivir.

Antonio Domínguez Abundancia, miembro de la familia que lleva el negocio adelante, ya ha ojeado dos locales en las calles Ecuador y Venezuela, donde confía en abrir una etapa fructífera. Considera que por allí pasa más gente. Las limitaciones de tráfico impuestas en esta calle les han perjudicado durante los últimos años. «Nos da mucha pena marcharnos, pero las circunstancias obligan. Esta calle perdió mucho desde el punto de vista comercial. Muchos zapateros no vienen porque no tienen donde aparcar», lamenta Antonio. El contrato de arrendamiento que tenían por 25 años concluyó en diciembre, pero la empresa propietaria es flexible y les deja unas semanas para poder hacer la mudanza.

Con el cambio de sitio se perderá también una pequeña parte de la historia de la ciudad. Pocos vigueses no conocen esta tienda ubicada en la subida a la Ferrería dedicada a la venta de pieles, que suministra materiales a artesanos, tapiceros o material de reparación de calzado a zapateros. También presta un gran servicio a los ciudadanos, que cada día acuden para que les hagan pequeños arreglos como desatascar cremalleras en prendas o mochilas, reparar bolsos, o colocar broches, y así dar una segunda vida a artículos que de otra forma acabarían en el cubo de la basura.

La tienda abrió a principios del siglo XX dedicada a la venta de curtidos. Antonio Domínguez desconoce de donde viene el nombre de Revendible. «Conociendo los negocios que había antes, venderían un poco de todo, hoy pieles y mañana otra cosa. Supongo que tendrían artículos de segunda mano», afirma.

La empresa de Ourense Bermejo Eulogio Galicia, creada en 1962, asumió las riendas hace 25 años. Por aquel entonces, hacían demostraciones de sus pieles en hoteles. Cuando supieron de la jubilación de los dueños de El Revendible, decidieron asumir el traspaso para continuar con la misma línea de negocio. La actividad principal ha sido siempre la venta de pieles de calidad. Napas para la confección, becerra y potro para la artesanía y zapatería o pieles de cabra para trabajos manuales. Además venden artículos para encuadernadores, para tapiceros, tanto del sector de la automoción como para el hogar, carteras de piel y hacen cinturones a medida. «Muchos clientes recuerdan que ya venían de niños», afirma Antonio.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El Revendible se muda tras 111 años