Un técnico vigués en la academia de fútbol más grande del mundo

Daniel Fernández ejerce de entrenador principal en China en uno de los equipos de cantera del Guangzhou


vigo

Se dio a conocer en la cantera del Celta, pasó por el Sporting de Lisboa en Portugal (2006/07), el Alhi de Arabia Saudí (2012/13 y 2013/14) y estuvo en la India (2015/16) como asistente de Óscar Bruzon y ahora Daniel Fernández (Vigo, 1984) está en China en la cantera del Guangzhou Evergrande, el club que entrena Fabio Cannavaro, en el que juega el exbarcelonista Paulinho y que cuenta con la academia de fútbol más grande del mundo, con 40 campos, y con la dirección del exmadridista Ricardo Gallego. Con el conjunto blanco tiene el club chino un acuerdo de colaboración.

La posibilidad surgió a través de un entrenador del Real Madrid que le conocía de sus tiempos en la base del Celta por haber jugado torneos contra él. El preparador en cuestión le informó que estaban buscando entrenadores con experiencia en canteras de primer nivel del fútbol español, con un mínimo de cincos años de rodaje, y después del proceso de selección el Guangzhou, un equivalente a Real Madrid o Barcelona en China, se decantó por el vigués.

En la actualidad Dani Fernández ejerce de entrenador principal de uno de los equipos A de la cantera del gigante asiático. En el fútbol de formación chino cada entrenador continúa siempre con el mismo equipo (salvo debacle deportiva) y en el caso del Guangzhou hay ocho en la misma categoría.

El objetivo de semejante apuesta es el deseo del presidente de club de contar con un primer equipo formado al 100 % por chinos pero que sea capaz de mantener el nivel de éxitos actual en cuanto a ligas domésticas y Champions asiática. En todas las competiciones el Guangzhou es el enemigo a batir.

Para conseguirlo el club no escatima esfuerzos ni horas de trabajo. Dani Fernández y el resto de entrenadores comienzan su jornada a las ocho y media de mañana con la reunión del cuerpo técnico y en las dependencias del club continúan hasta las seis de la tarde, con días de doble sesión de entrenamiento con trabajo de campo, jornadas de tecnificación y sesiones complementarias de gimnasio, vídeo, piscina, SPA... todos los medios al alcance y con los jugadores viviendo en la residencia de la entidad para compatibilizar estudios y deporte.

Además, a nivel global el fútbol se ha convertido en un deporte de masas en China con un masivo seguimiento. Es obligatorio en los colegios y el nivel mejora cada día, especialmente en la base, cada vez más cerca de las grandes cunas balompédicas. China quiere ser una potencia, también en el fútbol.

Un año y medio después de llegar el preparador vigués ha superado con nota la fase de adaptación con la ayuda de sus experiencias anteriores y de su familia, que se trasladó a Guangzhou, una de las ciudades más importantes de China, se ha acostumbrado a la vida oriental e incluso sacó el carné de conducir.

En lo deportivo las cosas no le van nada mal en absoluto. Ya ha ganado varios torneos como técnico, los últimos la Evergrande Cup y Shulong Cup que son citas de gran prestigio y frente a las mejores canteras de China. El próximo evento lo jugarán en Qingdao y se medirán a equipos de Japón, y Corea, además de los mejores chinos.

El éxito y los medios le animan a seguir en China, pero mirando de reojo a casa para seguir las evoluciones del Celta y el resto de los equipos gallegos.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Un técnico vigués en la academia de fútbol más grande del mundo