El fiscal de tráfico revela los trucos para denunciar a pilotos de patinete eléctrico ebrios que son impunes por el vacío legal

Usuarios, políticos y empresarios reclaman que las ciudades acometan obras para tender carriles especiales para vehículos de movilidad personal


Vigo

El fiscal delegado de Seguridad Vial de Galicia, Carlos Gil, ha revelado hoy los trucos a los que están recurriendo Tráfico y la Fiscalía para denunciar a pilotos de patinetes eléctricos que circulan ebrios y que son impunes debido al vacío legal y no se les puede acusar de un delito contra la seguridad vial. Gil reveló que han conseguido por primera vez en Galicia procesar a un usuario de patín eléctrico en Sanxenxo, en Cambados, que dio una tasa de alcoholemia de 0,80 (el triple de lo máximo autorizado) pero que al no ser un vehículo con motor quedó impune a pesar de no llevar casco ni seguro ni licencia e ir ebrio. Sin embargo, Trafico sorteó esta dificultad cuando la Fiscalía encargó un informe pericial del patinete eléctrico y descubrió que el motor eléctrico estaba trucado y tenía una potencia de 800 vatios, equiparable a la de un ciclomotor. Tras hacer diversas pesquisas, averiguaron que dicho patinete figuraba matriculado en Madrid como un ciclomotor y procedieron a denunciarlo por un delito vial.

Gil pidió que se establezca una normativa nacional sobre los patinetes eléctricos que defina los criterios por los que se rijan estos aparatos para evitar estos casos de impunidad. Actualmente hay una gran disparidad de normas distintas en cada municipio. El fiscal Gil hizo estas peticiones en la jornada Los vehículos de movilidad personal (VMP) y sus riesgos, promovida por la Fundación del seguro Inade, y que se ha celebrado esta mañana en el Círculo de Empresarios de Galicia. 

Gil revela que en España han interceptado patinetes eléctricos a 70 km/h por lo que están «trucados» pero lo que más le preocupa es saber lo que es un vehículo de movilidad personal ya que ni son vehículos de motor ni peatones. El fiscal desvela que ahora hay en marcha un borrador legal que define a los VMP como aquel vehículo tenga un motor eléctrico que alcance una velocidad entre 6 y 25 km/h. Por su potencia, sería incluida la bici eléctrica o bici de pedal asistido.

 La ley señala que deberán ir al paso al peatón pero los VMP llegan a 35 km/h, según indicó Gil. A día de hoy, si un piloto de patín eléctrico se niega a hacer un test de alcoholemia, no puede ser sancionado, ni tampoco un menor. A ello se suma la disparidad de normativas municipales.

Diversos políticos, usuarios y empresarios han reclamado carriles bici especiales para el tránsito de los patinetes eléctricos. El vicepresidente de la Federación Gallega de Municipios y Provincias, Manuel Mirás, ha indicado esta mañana que los pueblos y ciudades tendrán que acometer grandes obras para adecuarlas al tránsito de los patinetes eléctricos. Hacen falta carriles bici, sendas peatonales y calles limitadas a 30 km/h pero en Galicia no se ha hecho una ordenanza especifica y supramunicipal. 

El alcalde Mirás dice que si propio municipio tiene el mayor número de sendas per capita pero carecen de carriles para los VMP. 

Pone como ejemplo que desde los pueblos los usuarios de patinete eléctrico circulan por los arcenes hasta el centro De Santiago de Compostela. Dice que hay que registrar los patinetes como se controlan las escopetas de balines y exigir una licencia porque una velocidad de 30 km/h «es una barbaridad y puede crear accidentes gravísimos». También propone un seguro obligatorio. «Lo que exceda de 10 km/h es peligrosísimo».

En la misma charla hablaron varios usuarios de patinete eléctrico, Axel Costas y Jonathan Genaro, y dueños de concesionarios, como Raul Portela, que pidieron que Vigo tenga más carriles bici como Baiona para que puedan circular los patinetes eléctricos ya que ir por la calzada es «un suicidio». Pero el problema es que por las aceras tampoco les dejan circular por ser un lugar indebido para los vehículos.

El profesor Fernando Peña de la Universidad de A Coruña  dijo que «hay que habilitar una zona sin poner en peligro a los peatones y a los propios usuarios. Habrá que dedicar un carril de la calzada a estos coches para sustituirlo por vehículos baratos y no contaminantes. En España hay que concenciarse de que  las ciudades deben crear espacios adecuados para circular seguros y renunciar a los coches pero ¿qué alcalde está dispuesto a tomar esa medida?», añadió Peña. Indica que ahora «está entre la frontera de lo que es un juguete y un vehículo». Para los traslados en Galicia de un municipio a otro, propone habilitar carriles especiales con una velocidad máxima de 50 km/h. Además desveló que la Dirección General de Tráfico prevé identificar a un patinete eléctrico con un código QR o tarjeta expedida por el propio fabricante, información que los Concellos podrían incluir en sus registros. 

Por su parte, el doctor Francisco Javier Domínguez Araújo, del Hospital Vithas Nuestra Señora de Fátima, señaló que en dos años han atendido en Vigo a cinco heridos por accidentes de patinete eléctrico, entre los que se incluyen un peatón, un piloto caído y otro atropellado. Supone que habrá un aumento exponencial de siniestros a media que aumente el parque de estos vehículos sin motor. Solo en California, un hospital analizó la casuística de 250 accidentes.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

El fiscal de tráfico revela los trucos para denunciar a pilotos de patinete eléctrico ebrios que son impunes por el vacío legal