Nuevo colapso de los servicios sociales del Concello por el cheque social

María Jesús Fuente Decimavilla
maría jesús fuente VIGO / LA VOZ

VIGO

Jorge Lamas

Ayer solo se permitió el acceso a un tercio de las 150 personas previstas

22 may 2015 . Actualizado a las 04:00 h.

El colapso volvió ayer a los servicios sociales del Concello con motivo de la solicitud del cheque social. Como consecuencia, la Policía Local solo permitió la entrada en la lonja a un tercio de las 150 personas previstas al día.

Tampoco el cambio de táctica puesto en marcha hace una semana para eliminar las colas ha dado sus frutos. No solo eso, sino que cada vez se producen más temprano y ya hay vecinos que acuden a las cuatro de la madrugada. Desde esa hora la gente se va agolpando en la Praza do Rei hasta que a las 9.00 la Policía Local permite la entrada en teoría de los 150 primeros. En la práctica, los que puedan atender los trabajadores, en el caso de ayer, en torno a 50. El resto se disuelve, la mayoría de las veces entre improperios y enfados. Es el caso de un vecino, que prefiere no hacer público su nombre por temor a represalias de los responsables municipales. «Llegué a las siete y veinte de la mañana y ya tenía unas ochenta o noventa personas delante, por lo que no me dejaron entrar, a no ser que solo fuera a pedir información», comenta el solicitante del cheque social.

Lo que más le molestó es que encima de pasar por el bochorno de hacer cola, como si fuera un mendigo, un agente le increpó que si estaba en paro podía madrugar más, sin tener en cuenta si tiene otras obligaciones. «Somos una piltrafilla, es una situación humillante», se lamenta. Critica que en la era de Internet se produzcan estas situaciones, más propias de épocas pasadas, y que no se organice mejor a través de una cita previa para evitar las colas. Hoy tiene intención de volver. No sabe si madrugar o acudir sin dormir para que le atiendan.