Los opositores al «Alfageme» mantienen el pulso con el alcalde

Un mes después de paralizar las obras en la rotonda de Coia se comprometen a que el histórico barco no se instale allí

La asamblea vecinal se celebró ayer tarde en la parroquia del Cristo de la Victoria de Coia.
La asamblea vecinal se celebró ayer tarde en la parroquia del Cristo de la Victoria de Coia.

Vigo / La Voz

Una asamblea celebrada el 3 de diciembre marcó el inicio de las protestas que han impedido hasta ahora que el Bernardo Alfageme sea colocado en la rotonda de Coia, como pretenden el gobierno municipal y el alcalde Abel Caballero. Ayer, casi un mes después y con el conflicto sin resolver, otra asamblea de los opositores ratificó su voluntad de impedir su instalación.

Unas ochenta personas acudieron a la convocatoria de la Asamblea Aberta de Coia que se celebró durante varias horas en la tarde de ayer en la iglesia del Cristo de la Victoria. Existía desde el principio consenso sobre el compromiso de todos ellos de impedir que el barco se instale en la rotonda, aunque diferían las posiciones sobre la mejor forma de conseguirlo.

De acuerdo con el debate que ayer tuvo lugar es impensable lograr un consenso, entre otros motivos por la negativa del alcalde a dialogar con los opositores. Por lo demás, tampoco ellos lo han pedido y las posturas no pueden estar más distantes. Al final, la batalla tendrá un resultado claro: ganará el gobierno municipal si el barco se coloca en la rotonda o perderá si finalmente la oposición vecinal lo impide.

Al margen del resultados, a estas alturas ya resulta evidente que los opositores han ganado la escaramuza inicial pues el barco ya estaría instalado en la glorieta de no haber mediado su intervención. Aunque la oposición no ha sido multitudinaria, los diversos intentos de la Policía Local de desalojar la rotonda fracasaron y el Concello solo pudo cerrarla con vallas de gran tamaño utilizando la tregua de la madrugada de Navidad.

A partir de ahora los opositores tienen previsto seguir difundiendo su posición entre los vecinos a la vez que recogen firmas para que quede clara que el rechazo al Bernardo Alfageme en la rotonda de Coia es importante.

Los reunidos evitaron ayer dar datos sobre los pasos a dar en los próximos días. Presumiblemente el conflicto en la calle se reanudará a partir del día 7, fecha en la que acaban las vacaciones navideñas en la construcción, aunque no hay seguridad como se comprobó el día de Navidad. La clave reside en comprobar si los opositores intentan retomar la rotonda, ahora vallada y vigilada por agentes municipales, o se conforman con impedir las obras desde el exterior.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos

Los opositores al «Alfageme» mantienen el pulso con el alcalde