El PP elegirá en septiembre un alcaldable «de consenso» en Vigo

«Yo ya he dado mi opinión al presidente», afirma el aspirante Figueroa


Vigo / La Voz

Tras mucho, muchísimo, esperar, los tiempos son llegados. Ese es el mensaje que ayer transmitió José Manuel Figueroa, el único aspirante declarado a encabezar la lista del PP a las municipales de mayo del 2015. Después de varios aplazamientos y justo cuando el panorama político municipal se tambalea con el anuncio de la nueva ley electoral, el PP gallego se dispone a poner las cartas sobre la mesa.

Figueroa no quiso entrar ayer en detalles en un asunto que ya le quema en la boca. Simplemente, confirmó que «en las próximas semanas, a lo largo de septiembre», se decidirá quién será el candidato a la alcaldía de la mayor ciudad de Galicia.

«Yo ya he dado mi opinión al presidente [Feijoo] y seguiré haciéndolo en las reuniones que proceda», sugiriendo con estas palabras que el asunto sigue sin estar cerrado. Y como colofón, el anuncio de que no habrá problemas: «Vigo tendrá un candidato por consenso del partido ya que sabemos lo que demanda la sociedad».

Cuando finalmente se conozca el nombre del elegido u elegida, se comprobará si la batalla que estos tres años ha mantenido Figueroa para ser por primera vez candidato tras 27 como concejal, varios de ellos como número dos, ha tenido éxito.

Como es habitual, su ascenso vino motivado por un fracaso, en este caso el de Corina Porro, quien fue candidata en tres ocasiones y finalmente tuvo que renunciar al no lograr desbancar al socialista Abel Caballero. Ciertamente, las dos últimas ocasiones logró 13 concejales, al borde de los 14 que suponen la mayoría absoluta, y muchos más votos que el PSOE, pero no logró el sillón de alcalde.

A su marcha, en el 2011, Figueroa se hizo con las riendas del partido y reforzó las del grupo municipal, que ya ejercía desde varios años antes. Fue elegido presidente provincial y desde el principio dejó claro que aspiraba a ser candidato en el 2015.

Debate interno

Esta claridad en sus planteamientos fue respondida con el silencio por parte de Feijoo, lo que algunos interpretaron como dudas sobre la opción Figueroa. Más tarde se filtró que habría ofrecido la cabeza de cartel al exconselleiro Javier Guerra tras no incluirlo en el Gobierno de la Xunta tras las últimas elecciones.

En vísperas de que se tome la decisión, los dirigentes del partido guardan un completo silencio. Las especulaciones de estos años, que señalaban a personas tan dispares como Lucía Molares; el exconselleiro Enrique López Veiga; el presidente del Puerto, Ignacio López-Chaves; María José Bravo, delegada de la Xunta, o el propio Javier Guerra, han desaparecido.

También se especuló con que Feijoo optara por designar a una persona sin currículo municipal para renovar la lista, señalándose a una viguesa que actualmente ocupa un cargo en Santiago, pero la prudencia es la nota dominante en los últimos tiempos.

No obstante, las palabras de ayer de Figueroa dan a entender que sea cual sea la decisión del máximo dirigente del PP gallego contará con su conformidad, algo de especial relevancia si se fija en otra persona. Dada su veteranía en el partido y en cargos políticos locales (Concello y Diputación), la colaboración de Figueroa en la campaña se revela de la máxima importancia para lograr la alcaldía.

Con seguridad, Feijoo tendrá muy presente a la hora de decidir la influencia de la nueva ley electoral que Mariano Rajoy planea aprobar para los comicios municipales del 2015. Con el 40 % que el PP siempre logró en Vigo tendría garantizada la alcaldía en las nuevas condiciones, todo un reto, y un riesgo, para el candidato que presente el PP.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos

El PP elegirá en septiembre un alcaldable «de consenso» en Vigo