Los científicos localizan las «guarderías» de pulpos en Cíes

Tras tres años de investigación, han ubicado las zonas de puesta e incluso grabado imágenes de casos de canibalismo

Puesta de una hembra de pulpo en la ría de Vigo Imágenes del proyecto de investigación del CSIC sobre la cría de pulpo

Vigo

Tres años rastreando los fondos de las Cíes han servicio para que los científicos del CSIC hayan localizado las «guarderías» de pulpos y sepias. La investigación forma parte del proyecto Cefaparques, que también ha analizado la situación del calamar en el Parque Nacional de Cabrera. El trabajo concluirá en noviembre y está dando lugar a artículos científicos en revistas internacionales, donde se presentan los resultados de las zonas de puesta y alevinaje de los pulpos y también otras novedades, como la grabación en la ría de Vigo, por primera vez en la naturaleza, del comportamiento caníbal del pulpo.

«Esta investigación, no obstante, no termina con la publicación de sus resultados en el ámbito científico. Vamos a ir más allá, y en los próximos meses remitiremos a las autoridades competentes una propuesta de plan de contingencia para la protección de áreas en dichos Parques y presentaremos un documental sobre el proyecto, en el que ya estamos trabajando», ha apuntado Ángel Guerra Sierra, profesor de investigación del CSIC.

La investigación en Cíes analizó unas 120 hectáreas de fondos marinos y ha permitido comprobar que las zonas de Punta Cabalo y las proximidades de la isla Faro son los lugares predilectos par la fase de reproducción del pulpo. La sepia se inclina por la cara interna de Cíes y sobre todo, alrededor del islote de Viño. Según el material analizado, también apuntan a que la zona norte es más habitual para encontrar masas de huevos de pulpo y que el desoe se suele producir sobre todo en primavera-verano.

El equipo ha barrido también los fondos blandos de la ensenada de Rodas, donde se identificaron 1.170 guaridas de pulpo ocupadas, sobre todo, por ejemplares juveniles. Además, comrpobaron que estas zonas eran usadas por varias generaciones de la especie.

«Esta zona constituye un hábitat muy apropiado para el desarrollo de la vida del pulpo pues, además de un apropiado tipo de sustrato, al estar influida por el afloramiento estacional, se trata de un ámbito marino altamente productivo y con abundancia de presas», explican los científicos.

Canibalismo

La investigación también ha servido para observar y grabar por primera vez el canibalismo del pulpo. «Este comportamiento lo hemos registrado en tres ocasiones: el 11 de diciembre de 2012, el 13 de julio de 2013 y el 26 de noviembre de 2013. El análisis de las imágenes permite obtener las siguientes conclusiones: el canibalismo se da entre pulpos de diferente edad y tanto en machos como en hembras, además los ejemplares atacantes siguieron un patrón de comportamiento común después de realizar sus capturas», apunta uno de los investigadores, Hérnandez-Urcera.

Estos análisis sirven para gestionar la pesquería de pulpo y sepia desde una perspectiva del control. Además, ya se han hecho publicaciones en varias revistas.«En estos momentos hemos terminando dos artículos más. Uno, sobre la protección de las zonas de preferencia para la puesta de pulpo en el archipiélago de las islas Cíes, presentado en Fisheries Management and Ecology, en el que se proponen nuevas alternativas para una gestión más sostenible del pulpo; y otro, ya aceptado para su publicación, en la revista Scientia Marina. Este último trata sobre los aspectos ecológicos y de comportamiento de los pulpos que habitan las guaridas de los fondos arenosos de la zona de Rodas en las islas Cíes», apuntan.

Votación
61 votos

Los científicos localizan las «guarderías» de pulpos en Cíes