La Zona Franca alerta de la fuga de empresas de la automoción

El informe Ardán pide más suelo competitivo y mejorar la eficiencia


vigo / la voz

El informe Ardán 2013 elaborado por la Zona Franca alerta sobre la deslocalización en estos últimos años de empresas del sector de la fabricación de componentes de la automoción como Valeo, Treves, Prevent, Draka Cables o Michael Thierry. Avisa de que muchas empresas pierden producción en Vigo porque han trasladado al norte de Portugal la fabricación de componentes. «Todas estas marchas tienen un patrón común y es que son intensivas en mano de obra», dice el informe, y no compiten con países más baratos. Un ejemplo es Treves, que se mudó a Marruecos.

El sector de la fabricación de automóviles y de piezas de recambio es clave en Vigo ya que, junto a los mayoristas de pescado y marisco, suman 3.300 empresas que generaron el 50 % de los 16.250 millones facturados en la comarca en el 2011. Automoción y pesca de Vigo reportan ingresos de 8.000 millones, 5.132 por fabricar turismos.

Estos datos salen de los años más duros de la crisis, cuando las matriculaciones de vehículos en España se hundieron. Sin mercado interno, el sector de la automoción ha sobrevivido gracias a la exportación de 2,12 millones de vehículos, el 89 % de lo que fabrica. Y eso a pesar de que la Unión Europea perdió en solo un lustro 5 puntos de su cuota mundial de producción de vehículos, absorbida por Asia, que ya hace el 50 % de los coches.

Pero Vigo campea el temporal, según los profesores Jesús Lampón y Santiago Lago, pues los fabricantes de componentes han mejorado sus ventas y Citroën-PSA invirtió en nuevos proyectos. Pero Galicia no puede competir contra la mano de obra barata de los países emergentes y los autores proponen que las ayudas a la automoción gallega favorezcan las inversiones intensivas en capital (proyectos de alta tecnología) y de valor añadido (más formación del trabajador). «Deben descartar otros criterios como el volumen de facturación o el número de empleados», dicen.

El informe de la Zona Franca también ve «fundamental» garantizar la oferta de suelo competitivo a corto y largo plazo. El estudio no menciona a Mitsubishi y su fracasado intento de montar una fábrica de baterías de litio en Salvaterra do Miño.

Otra receta sería mejorar los aspectos logísticos y también las sinergias entre los centros de I+D+i y la Universidad de Vigo.

Claves del éxito

A pesar de varias fugas de empresas, la industria de componentes en Vigo y su área es la única del sector de la automoción que mejoró sus ventas entre el 2009 y 2011 gracias a su diversificación y a que los grandes fabricantes les subcontratan más. Pasaron de facturar 1.127 millones en el 2009 a 1.315 en el 2011, sin contar a las filiales que tributan fuera de Galicia. Sus plantillas seguían estables con 4.711 empleados. Cada uno generó 279.200 euros en el 2011, 40.000 más que en 2009. La rentabilidad pasó de 3,74 al 4,68 %.

En cambio, la facturación de los fabricantes de vehículos (PSA-Citroën) bajó de 5.639 millones a 5.132 entre el 2009 y 2011, y su plantilla se redujo de 11.795 empleados a 10.139. No obstante, la multinacional invirtió 754 millones en nuevos proyectos en la planta. En el 2011, un obrero de Citroën generaba más dinero (506.000 euros) con un coste menor (37.200 euros) que hace dos años. El informe de Ardán subraya que la fábrica de Vigo es competitiva respecto a otras de su grupo y debe apostar por la productividad y eficiencia en la producción, calidad en fabricación y paz social.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos

La Zona Franca alerta de la fuga de empresas de la automoción