La Guardia Civil desaloja a los preferentistas de O Rosal tras 6 meses de encierro en el Concello

Monica López Torres
Mónica Torres O ROSAL

VIGO

Los afectados se concentran como protesta en la Praza do Calvario

03 jun 2013 . Actualizado a las 20:44 h.

Los afectados por la estafa de las preferentes y subordinadas han sido obligados sobre las ocho de la mañana a desalojar el Concello de O Rosal, en el que mantenían su encierro de protesta desde hace casi seis meses. La plataforma de O Baixo Miño ha confirmado los hechos y explican que, a lo largo de la mañana, se concentrarán en la Praza do Calvario como medida de repulsa. Los afectados censuran la iniciativa del regidor de O Rosal, «que segue os pasos do alcalde tudense, que en lugar de apoiar e axudar aos afectados, decide botalos fora da Casa do Concello e virarlle as costas».

El regidor, Jesús María Fernández Portela, explicó por su parte que se solicitó la actuación de la Subdelegación del Gobierno «para defender los deberes y derechos de todos». El alcalde manifestó que «el gobierno local apoya y seguirá luchando por los derechos de los vecinos que fueron estafados para que recuperen sus ahorros pero es su obligación defender los derechos de todos y asegurar el correcto funcionamiento de la administración municipal». «Los derechos y libertades de unos acaban donde empiezan los de los demás», señaló Fernández Portela. El regidor manifestó que «todos los vecinos tienen derecho a que se les atienda con calidad y se había paralizado la actividad administrativa, hay que recuperar y defender los derechos de todos».

Jesús María Fernández Portela indicó que «no hubo incidencia alguna durante el desalojo». «Las personas que hacían el turno de noche acataron las instrucciones de los agentes de la Guardia Civil y yo agradezco la colaboración de todos para que esto sea lo menos difícil posible».