Soutomaior y O Porriño lideran el empuje demográfico del área metropolitana

Once de los veintisiete concellos del sur de la provincia perdieron población, según las últimas estadísticas


vigo/la voz.

No hay patrón ni explicación. Uno industrial y el otro rural; uno costero y el otro interior. Pese a las diferencias, lo cierto es que los concellos de Soutomaior y O Porriño lideran el ránking de crecimiento de población en el área metropolitana de Vigo. Este sería el nexo común que alimenta la casualidad: la cercanía con la ciudad (en el primer caso también con Pontevedra).

«El problema es que había mucha gente que no estaba empadronada pero residía aquí. En estos dos últimos años nos hemos volcado en realizar proyectos de ayuda directa para los que es un requisito indispensable, como el de la red wifi, las actividades de verano para los niños o el uso de las pistas de tenis y pádel en los polideportivos», apunta el regidor de Soutomaior, Agustín Reguera.

Sus explicaciones parecen estar detrás del milagro que vive este ayuntamiento, con la parroquia de Arcade como máximo exponente. En sus calles la presencia de familias jóvenes se hace latente todos los días en las nuevas edificaciones. Y eso que no existe un Plan General que facilite la proliferación de edificios...

Los precios de la vivienda más asequibles que en los concellos costeros al sur de Vigo, como Baiona o Nigrán, líderes del ránking en años anteriores, parecen estar también detrás de la subida de más de 4% protagonizada por este concello. A ello se une el especial aumento de la población inmigrante, un fenómeno similar al de otros puntos del área metropolitana pero que en este caso tiene a Marruecos como principal país de origen.

La cercanía con la colonia de grandes dimensiones ubicada en Vilaboa, donde incluso hay una mezquita, ha propiciado que en los últimos años sus calles se llenen de diversidad. «Creo que la clave es que nos hemos volcado mucho con los niños», apunta Reguera con orgullo ante las cifras del Instituto Galego de Estatística, que les adjudica un censo de 7.144 vecinos según los últimos datos recogidos el pasado año.

Sus buenas comunicaciones se podrían ver mejoradas en los próximos años con los proyectos de un nuevo ramal que comunique esta zona del norte con la A-52 sin necesidad de pasar por Vigo para dirigirse hacia la meseta, una antigua reivindicación de la ciudad del Lérez que no está exenta de polémica en la zona, por las afecciones que provocaría.

En el caso de O Porriño, los números positivos son algo habitual. De forma constante, el tirón industrial del municipio ha propiciado que muchos habitantes elijan este concello para vivir. Su cercanía y fácil comunicación con Vigo también es clave, además de las múltiples edificaciones a precios más asequibles que en la ciudad y con unos servicios muy similares a la de cualquiera gran urbe.

Cifras generales

Existe otro lado de la moneda. Once concellos perdieron población durante el mismo período. Aquí hay poco espacio para las sorpresas, los municipios del interior como Arbo, A Cañiza, Covelo, Crecente, As Neves o Mondariz continúan con caída y números rojos.

En este apartado aparece como novedad el municpio de Nigrán, en otros tiempos a la cabeza en cuanto a aumento de vecinos.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

Soutomaior y O Porriño lideran el empuje demográfico del área metropolitana