El carril bici entre Baiona y A Guarda costará 11,7 millones

La Voz

VIGO

26 sep 2008 . Actualizado a las 02:00 h.

El Consello de la Xunta autorizó ayer a la Consellería de Política Territorial el gasto de 9,3 millones de euros en la obra de mejora de la seguridad viaria de la carretera entre Baiona y A Guarda (PO-552).

El gobierno gallego aprobó igualmente la declaración de utilidad pública del proyecto y dispuso la ocupación de los terrenos necesarios para acometer la obra, lo que permite iniciar las expropiaciones de 433 fincas en los ayuntamientos de Baiona, Oia, O Rosal y A Guarda. Entre la obra, el coste de las expropiaciones (dos millones de euros) y la reposición de los servicios afectados, Política Territorial invertirá un total de 11,7 millones de euros en este proyecto.

La reforma de la carretera Vigo A Guarda Tui, en su trecho entre Baiona y A Guarda, se acometerá a lo largo de 27,6 kilómetros entre ambas villas e incluye la realización de 11 cambios de sentido, zonas de descanso en nueve de ellos, una glorieta en A Guarda y una modificación del trazado de la carretera para mejorar una curva.

La obra incluye la realización de un paseo litoral para los distintos usuarios, cuya configuración se divide en dos trechos, en función de las características del terreno.

En el primer trecho, a lo largo de 2,6 kilómetros desde la salida de Baiona, la configuración de la carretera entre el mar y los acantilados condiciona la actuación a una ampliación de las cunetas existentes en la realización de gabias hormigonadas de seguridad.

Caminos

Desde este punto, en el kilómetro 20, hasta A Guarda, se construirá un paseo que discurrirá paralelo a la carretera por el lado del mar, aprovechando algunos trechos el trazado de caminos existentes.

La obra entre Baiona y A Guarda se añade al proyecto ya en marcha de integración paisajística y mejora de la seguridad viaria entre Vigo y A Ramallosa (PO-325), que supone una inversión de unos 30 millones de euros en cerca de 16 kilómetros de recorrido.

Ambas actuaciones serán complementadas por una tercera, entre A Ramallosa y Gondomar (PO-340), de 5,7 kilómetros, para lo que ya se está redactando el proyecto.