El Concello de Baiona advierte del riesgo de inundaciones en Sabarís

VIGO

23 nov 2007 . Actualizado a las 02:00 h.

El alcalde de Baiona, Jesús Vázquez Almuiña, afirmó que Sabarís está hoy en día mejor preparado para prevenir una inundación pero alertó de que el riesgo sigue latente porque la carretera litoral continúa bloqueando la salida de las aguas pluviales.

Los servicios técnicos del Concello han advertido de que las obras que se están ejecutando en la actualidad para instalar una tubería de drenaje en la zona más conflictiva, el camiño das Monxas, pueden tener un efecto contrario. La razón es que este canal queda por encima de la rasante del área de viviendas que se pretende proteger. «En lugar de sacar el agua de dentro hacia afuera, tal y como está dispuesto el tubo, podría suceder que se nos metiera el agua desde la carretera en momentos de marea alta», señaló ayer el regidor local.

La comisión de seguimiento de las riadas, formada por los representantes de los partidos políticos de la corporación y de los vecinos afectados acordó ayer solicitar una reunión de urgencia en la delegación provincial de Política Territorial para pedir aclaraciones sobre esta actuación. La respuesta no se hizo esperar. La reunión tendrá lugar hoy a las diez de la mañana, pero sólo podrán asistir cuatro personas desde el municipio de Baiona.

El Concello estará en alerta mañana sábado porque la marea llegará a las tres de la madrugada a su tope máximo anual y en caso de lluvia podría comprobarse el supuesto defecto de construcción de esta obra que denuncian los servicios técnicos municipales. No obstante, ante una eventual crecida del río Groba, existirían menos posibilidades de producirse desbordamientos. Esto se debe a las obras que ejecuta Medio Ambiente desde el pasado verano para aumentar el ancho del cauce hasta los diez metros.