Docampo rechaza que la nueva ley favorezca a docentes de la privada

REDACCIÓN VIGO

VIGO

23 oct 2001 . Actualizado a las 07:00 h.

El rector vigués, Domingo Docampo, rechazó ayer la enmienda parlamentaria del PP aprobada por el Gobierno que exime a los profesores de las universidades privadas de la obligación de superar una habilitación estatal para obtener su plaza. Docampo aseguró que el ministerio «se ha quitado la careta» porque esta enmienda implica una «apuesta por las universidades privadas», que quedan en una posición «favorable» con respecto a las universidades públicas, que sí se tendrán que someter a este proceso de oposición. El rector vigués recordó, además, que la postura inicial del Ministerio de Educación era que al menos la cuarta parte de los profesores de los campus privados superasen esta habilitación estatal. Sin embargo, tras la aprobación de esta enmienda sólo tendrán que someterse a una evaluación de su currículum, a pesar de que la Conferencia de Rectores y el PSOE habían reclamado en su día la homogeneidad del profesorado universitario, sin distinciones. Por otra parte, Domingo Do~~campo criticó la celeridad con la que el Parlamento está tramitando la nueva ley universitaria, a pesar del rechazo de los rectores, la comunidad universitaria en general y el resto de los grupos políticos. «La ley no puede pasar de una manera casi clandestina», añadió el rector. Manifestar el rechazo Docampo considera que las universidades no deberían «abandonar la esperanza de hacer ver al ministerio sus errores y pedirle que recapacite y reconsidere el resultado final» del texto legal y cree también que los rectores tienen «todavía alguna oportunidad de manifestar su enérgico rechazo» e influir en el Ejecutivo. La Conferencia de Rectores se ha dirigido ya a la presidenta del Congreso, Luisa Fernanda Rudí, para expresarle su preocupación e instarle a que se mantenga un «respeto» por la institución universitaria.