Xunta, Diputación y Abanca reciben al Deportivo tras conquistar el ascenso

La Voz

TORRE DE MARATHÓN

Sandra Alonso

La directiva, con el presidente Álvaro García a la cabeza, la plantilla al completo y el cuerpo técnico recibieron el reconocimiento de las instituciones

13 may 2024 . Actualizado a las 21:36 h.

La noche fue corta. La fiesta del Dépor se prolongó hasta la madrugada y a la vuelta esperaba una apretada agenda institucional. La primera visita prevista era en la sede de la Xunta, donde el presidente Alfonso Rueda y el conselleiro de Presidencia, Xustiza e Deportes, Diego Calvo, recibieron a la completa delegación del club. El presidente, Álvaro García Dieguez, el responsable de la parcela deportiva, Fernando Soriano, y el consejero Carlos Ballesta —que formó parte como jugador, en mayo de 1981, en el último ascenso del Dépor a Segunda—, junto al equipo técnico, con Imanol Idiakez al frente, y la totalidad de la plantilla madrugaron para darse cita en el compostelano Pazo de Raxoi. «Tedes unha afección que sempre enche o estadio, que chama a atención dentro e fóra de España», destacó Rueda, después de trasladar las felicitaciones en nombre del ejecutivo gallego. El ambiente fue distendido.

La siguiente parada en la ruta por el ascenso estuvo en el salón de plenos de la Diputación de A Coruña. «Gracias al apoyo que nos dais como primer patrocinador institucional del Dépor», destacó Álvaro García ante el presidente del ente provincial. «Damos un paso máis, un paso decisivo no noso camiño de volta á Primeira División», agradeció Valentín González Formoso.

César Quian

Técnicos y jugadores tomaron asiento, como si de diputados provinciales se tratara. Hubo bromas con el estado de las gargantas. «De haber comido hierba», bromeó Lucas Pérez. «No es un virus, me bebí todo lo que me encontré», empezó su intervención Idiakez. Lucas fue el encargado de trasladar el agradecimiento en nombre de la plantilla. «De todo corazón como coruñés, como deportivista, por esta acogida y este recibimiento que nos habéis brindado», dijo.

«Lloramos y sufrimos juntos»

El protagonista del duelo decisivo por el ascenso con su gol de libre directo quiso acordarse también de los momentos duros de la temporada. «Es una alegría estar aquí con esta tropa, que se ha portado de diez. Ahora tenemos la alegría y nos llevamos las felicitaciones, pero esta gente lloramos juntos, sufrimos en los momentos difíciles, cuando las cosas no salían bien y de esas cosas también me quiero acordar. Seguimos. Forza Dépor», concluyó Lucas Pérez.

«Yo estoy en el deporte, no en la política, pero os doy las gracias por esta acogida. Gracias a Álvaro (García Dieguez), el presi, que sabe lo importante que ha sido para mí en los momentos difíciles de la temporada. Me lo llevaré en el corazón siempre», comenzó su intervención Idiakez. «Gracias especialmente a los que están aquí sentados de amarillo», prosiguió, en referencia a los futbolistas. «No he podido venir de amarillo porque mi mujer echó a lavar la camiseta sin saber que había que traerla hoy», bromeó Idiakez.

M. M.

Tras la Diputación, el Deportivo concluyó su recorrido institucional en la sede de Abanca, donde fue recibido por el presidente de la entidad, Juan Carlos Escotet, y el consejero delegado, Francisco Botas. Escotet presenció el ascenso el domingo desde su palco de Riazor como lo había hecho semanas antes en el ascenso a la Liga F del Dépor Abanca.

Mella: «Tengo aún dos años de contrato y quiero llevar la camiseta del Dépor»

Gran parte de las atenciones recayeron en Lucas Pérez, como emblema de este Dépor, y veterano con un experiencia notable en la élite. Entre los jóvenes, muchas miradas puestas en David Mella.

«Yo sigo sin asimilarlo, la verdad. La adrenalina la dejamos toda ayer por la noche. Es espectacular y hay que empezar a asimilar que ya estamos en Segunda», comentó el de Teo a las puertas de la Diputación de A Coruña. «La constancia, creer en nosotros y apoyarnos ha sido la clave para conseguir el ascenso», añadió.

Su renovación sigue sin concretarse, pero Mella mantiene que quiere jugar con el Dépor la próxima temporada en Segunda División. «Yo aún tengo dos años de contrato. Quiero llevar la camiseta del Dépor, estar el año que viene también», admitió.

«Yo no soy Yeremay»

Ante la reiteración en las preguntas sobre su futuro, Mella intentó primero regatearlas en corto. «No lo sé, de momento aún estamos asimilando esto». Luego cedió la posesión.

«Yo no llevo nada, lo lleva todo mi representante. Yo estoy apartado de todo. Yo me centro solo en jugar y no tengo ni idea de cómo va eso», remarcó.

«Pero Yeremay también se centra en jugar», escuchó Mella, hilando su futuro con el del joven canario, que renovó el mes pasado su contrato con el Dépor extendiéndolo hasta el año 2030. «Yo no soy Yeremay y se lo dejo todo a mi representante», zanjó Mella, incómodo con la insistencia. La renovación del mediocentro es una de las cuestiones por resolver ahora que ya se ha confirmado el ascenso.