Semana sin competición para el Deportivo con el Pontevedra en el horizonte

La Voz

TORRE DE MARATHÓN

CESAR QUIAN

Rubén de la Barrera ha programado cuatro entrenamientos hasta el viernes

23 feb 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

El Deportivo retoma este martes los entrenamientos en la ciudad deportiva de Abegondo. Será la primera sesión de las cuatro con que completará una semana sin competición y que le llevará a las tres últimas jornadas ligueras de esta primera fase del campeonato. En plena crisis, después de un solo triunfo y un único gol marcado desde que comenzó el 2021, el equipo blanquiazul ha de cambiar el ritmo, analizar con calma su lamentable rendimiento del pasado sábado en A Malata y no reincidir en los errores cometidos.

A diferencia de otros clubes, como el propio Racing, el Celta B, el Zamora o el Guijuelo, que disputarán partidos aplazados durante los próximos días, el equipo coruñés no afrontará compromiso alguno, por lo que desde esta mañana toda su preparación estará enfocada en su trascendental encuentro del próximo 6 o 7 de marzo contra el Pontevedra en el estadio de Riazor. El cuadro granate, entrenado por Luisito, que fue técnico del Fabril la pasada campaña, ocupa la séptima posición de la tabla, a dos puntos de los deportivistas.

Los tres puntos en juego resultarían claves no solo para que el equipo coruñés, actualmente sexto clasificado, siga albergando alguna esperanza de alcanzar las tres primeras posiciones ligueras, sino especialmente para que pueda distanciarse respecto a la zona de peligro de descenso a la quinta categoría.

Cuatro entrenamientos

Rubén de la Barrera, con quien en el banquillo el Dépor apenas ha ganado una de las seis jornadas que ha disputado, programó cuatro entrenamientos matinales desde este martes y hasta el viernes. El primero comenzará a las once de la mañana y permitirá apreciar el estado físico de algunos de los futbolistas más afectados por los problemas físicos a lo largo de esta terrible temporada.

Es el caso de Miku, que se perdió el pasado partido de Ferrol por culpa de una sobrecarga muscular que padeció en el calentamiento del partido anterior contra el Guijuelo. Las miradas también seguirán a Keko, quien sigue sin participar a pleno rendimiento en la semana de entrenamientos y durante los partidos por culpa de unas molestias. Ambos deben aprovechar estos cuatro días de preparación para llegar a punto al desenlace de esta primera fase del campeonato, donde está en juego el devenir del Deportivo.

Las vergüenzas al aire, otra vez

Iván Antelo

Heroico Racing, que resurge de sus cenizas, y ridículo Dépor (una vez más). Solo quedan tres jornadas y es más que evidente que el equipo coruñés no cumplirá con las expectativas generadas. El cuadro verde, con los mismos puntos y un partido menos que jugará el miércoles otra vez en A Malata, reacciona en la tormenta y todavía está a tiempo de salvar la temporada. Si el 17 de octubre, antes de comenzar la primera jornada, le explican a un neutral esta situación, no se la creería.

El duelo de A Malata volvió a poner en evidencia la nefasta planificación realizada por el Dépor. Una plantilla aburguesada, con perfiles repetidos y otros ausentes, con demarcaciones superpobladas y mala elección de jugadores. Que dos futbolistas del Fabril pasen nada más llegar a ser indispensables en el primer equipo deja claro que el club tiró más de cuatro millones de euros a la basura, porque con los chavales desde el principio de temporada no se habría hecho peor. Fernando Vázquez, antes, y Rubén de la Barrera, ahora, son víctimas de una entidad que se atrincheró en el victimismo del caso Fuenlabrada y que no supo lidiar con lo que se le venía encima, la Segunda B.

Seguir leyendo