Empieza el baile en el Deportivo

La posibilidad de hacer hasta cinco cambios por partido promete hacer ganar protagonismo a jugadores que hasta la fecha estaban prácticamente inéditos


Llegó una pandemia mundial para obligar a reinventar las inamovibles normas del fútbol, que ahora permite hasta cinco cambios por equipo y por partido. Una nueva variable a la que adaptarse para sacarle provecho y que abre una infinidad de posibilidades.

En Alemania, como casi siempre, van por delante y la nueva norma deja datos para el estudio. Solo en 12 de los 36 partidos disputados tras la reanudación (un 33 %) se consumieron los 10 cambios permitidos y únicamente tres equipos (el Eintracht de Fráncfort, el Colonia y el Paderborn) agotaron todos sus cambios en todos sus compromisos. Este carrusel de sustituciones no le funcionó a ninguno de los tres para remontar su situación clasificatoria. El Eintracht se mantiene como duodécimo, el Colonia cayó un puesto y el humilde Paderborn sigue colista de la Bundesliga. Se da la curiosidad de que el Wolfsburgo, el club que menos cambios ha hecho (menos de 3 por partido), sí ha escalado un puesto en la tabla.

Desde Abegondo, a Fernando Vázquez y a Manuel Pombo les toca poner orden en esta ensalada de datos para tratar de sacar ventaja de ese «fondo de armario» del que presumió Richard Barral durante el confinamiento. Sobre si es mejor dar menos minutos por partido al bloque habitual de Vázquez o, por el contrario, rotar por completo el once entre compromiso y compromiso será sobre lo que el cuerpo técnico tendrá que decidir. Aunque quizás sean las previsibles lesiones las que marquen las necesidades del conjunto coruñés. Con mucho — o todo— por explorar, es fácil intuir algunos nombres llamados a ganar protagonismo con esta modificación del reglamento.

Los fijos en la tablilla

El dorsal que más ha mostrado el cuarto árbitro en su tablilla desde que Fernando Vázquez es entrenador del Deportivo es el 11 de Víctor Mollejo. El toledano es el futbolista que más veces (un total de 6 en 10 encuentros) ha sido sustituido por el técnico de Castrofeito. El canterano del Atlético, que derrocha entrega en cada aparición, es el primero de una lista que completan Emre Çolak (que fue cambiado 5 veces), Eneko Bóveda (4), Sabin Merino (3) y Ager Aketxe (3).

Por el contrario, Álex Bergantiños es el jugador que más veces ha entrado al campo desde el banco de suplentes (lo hizo en cinco ocasiones), seguido por Luis Ruiz, Vicente Gómez y dos de los fichajes invernales: Claudio Beauvue y Hugo Vallejo.

Son precisamente los futbolistas llegados en la pasada ventana del mercado los llamados a cobrar protagonismo. Entre ellos se postula Keko Gontán. El exjugador del Málaga espera que llegue su momento con la reanudación del curso y lo dejó claro en su última aparición pública: «Lo de las pocas oportunidades y poco protagonismo no lo vamos a negar, estuve cinco partidos y jugué dos ratos, pero también es difícil introducir jugadores en dinámica positiva y llegando en el mercado invernal y ahora partimos todos de cero». Cuenta el madrileño con aportar más al grupo, no en vano es uno de los hombres con más experiencia en Primera de entre los recursos de los que dispone Fernando Vázquez.

Hay otros jugadores prácticamente inéditos durante esta campaña a los que el parón les ha servido para finalizar su puesta a punto. Es el caso del recién llegado Ba o de Uche Agbo, que con una titularidad y una aparición con el partido ya iniciado, está llamado a acaparar más protagonismo. Un caso similar al de David Simón. El lateral derecho canario solo ha disfrutado de 270 minutos y aumentará previsiblemente su tiempo de juego ante los problemas físicos de Eneko Bóveda.

Cuatros puntos sumados desde el banquillo

Un gol de Emre Çolak en su reaparición de blanquiazul ante el Racing de Santander y un tanto de Álex Bergantiños frente al Girona han sido toda la rentabilización goleadora que ha logrado sacar Fernando Vázquez de sus suplentes. En total, 4 puntos sumados desde el banquillo. Guarismos a mejorar con la nueva norma.

Fernando Vázquez reabre su laboratorio

Iván Antelo

El Deportivo, que trabaja con todo el grupo desde el lunes, ya puede volver a ensayar las acciones a balón parado que le han dado ocho puntos con Vázquez

«Al fin todos». Ese es el pensamiento que desde el lunes seguramente más se repite en la cabeza de Fernando Vázquez, que está viviendo la pretemporada más surrealista en sus más de tres décadas de profesión. Y es que durante los diez primeros días, el de Castrofeito apenas pudo desarrollar su trabajo y todo el peso de los entrenamientos recayó en un Manuel Pombo que se dedicó a la construcción del estado de forma de los jugadores, con trabajos personalizados e individualizados; mientras que en las tres siguientes Vázquez tuvo que trocear su libreto táctico en grupos de 10 o de 14 por las exigencias del protocolo de entrenamientos de la Liga. Es ahora, desde este lunes, cuando Fernando ha reabierto su laboratorio, para comenzar a preparar un inicio que ya es inminente. Hoy lo hará en doble sesión, aprovechando la inmensidad de la ciudad deportiva.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Empieza el baile en el Deportivo