Koné sella en Alcorcón la séptima del Deportivo

Un gol en la prolongación del partido da al equipo coruñés el séptimo triunfo consecutivo en Santo Domingo

Koné premió con los tres puntos el partidazo defensivo del Deportivo (1-0). Siete victorias consecutivas saludan a un equipo con todo de cara, tan serio y seguro que esperó y esperó hasta buscar el gol en la ultimísima acción del partido. No había tiempo para nada más, pues el árbitro pitó el final tras el saque de centro. Parecía preparado. En el último suspiro de la prolongación todos subieron al área del Alcorcón. Gaku sacó a su derecha, donde Keko puso el esperado centro al área y allí se adelantó a todos Koné. El delantero, que no había vuelto a jugar un minuto desde el choque contra el Santander, cabeceó con el alma y casi a ras de suelo un balón que se escondió en el ángulo inferior del portero para disparar la euforia blanquiazul. Nada frena a un equipo que sigue creyendo en todo.

La primera parte supo a polvorón recocido. Seca y pastosa hasta el extremo, su aridez venció hasta al más entusiasta de los aficionados, que, a los veinte minutos y sin el que el Dépor se asomase más al campo del Alcorcón que para un chut lejanísimo y desviado de Çolak, quizá optaron por la infusión o directamente el bicarbonato para engullir semejante tostón.

Con el Dépor atrincherado sin complejo alguno en la frontal de su área, el continuado dominio territorial del Alcorcón apenas le otorgó un único chut entre los tres palos, de Mula, centrado y desde treinta metros. Ni las continuas pérdidas de balón blanquiazules ni la desesperación de Çolak y Aketxe por entrar en contacto con el balón atolondraron a un equipo coruñés cosido y recosido por Fernando Vázquez sin fisura alguna. Una de las escasísimas ocasiones en que los blanquiazules se estiraron, Bóveda no llegó por un suspiro al centro al segundo palo del turco.

Tras el descanso el partido continuó con su espesísimo guion: la música lenta y previsible del Alcorcón no causaba estrago alguno a un Deportivo que, como si de un director de orquesta se tratase, marcaba el ritmo que más le convenía. A la hora de juego, el centro chut de Stoichkov se perdió fuera por poco como único movimiento en el frente de ataque de los dos equipos.

Solo el reloj marcó la hora del equipo coruñés. Vázquez movió la pizarra en el ecuador del período con el debut de los dos extremos que el Dépor ha incorporado en el reciente mercado. Keko y Vallejo se estrenaron, pero a los dos se les vio en fase embrionaria de adaptación al momento de su equipo. Si lo que se pretendía era un impulso en ataque, los blanquiazules jugaron más atrás que nunca. Al jugador cedido por el Castilla apenas se le vio y el último en llegar hasta se ganó una amarilla en una falta al borde del área. Mula estuvo a punto de marcar por el hueco que se abrió en la barrera, pero Dani Giménez respondió con el paradón de la mañana. Otra vez le exigió Diéguez luego, pero el meta volvió a responder segurísimo. Hasta que el partido entró en la prolongación más dulce del Dépor, la que le condujo a la séptima, disparó la alegría y le da alas para creer que todo es posible.

Ficha técnica: 

Alcorcón: Dani Jiménez, París Adot, David Fernández, Diéguez, Pomares, Luis Perea, Boateng, Arribas (Sosa, min 68), Stoichkov (Myakushko, min 84), Mula y Dani Romera (Rui Costa, min 56).

Deportivo: Dani Giménez, Bóveda, Mujaid, Somma, Montero, Mollejo (Luis Ruiz, min 81), Peru, Gaku, Aketxe (Keko, min 66), Çolak (Hugo Vallejo, min 66) y Koné.

Gol: 0-1, min 92: Koné.

Árbitro: Vicandi Garrido (Comité vasco). Amonestó al local Boateng, así como a los deportivistas Montero, Koné, Mollejo y Keko.

Incidencias: Partido de la 27.ª jornada de Segunda División. 3.646 espectadores en el estadio de Santo Domingo.

Votación
22 votos
Comentarios

Koné sella en Alcorcón la séptima del Deportivo