Toda una final para el Dépor contra el pasado de Martí

El Deportivo se juega sus posibilidades de ascenso contra el Mallorca en el que Martí se formó y colgó las botas

El Deportivo se entrenó el domingo en el estadio de Riazor
El Deportivo se entrenó el domingo en el estadio de Riazor

La horrible segunda vuelta en Riazor (donde no gana desde el 20 de enero) y la derrota del pasado fin de semana en el derbi obliga al Deportivo a una difícil remontada hacia las seis primeras posiciones para seguir en pos del objetivo de la temporada. En estas tres últimas jornadas, los coruñeses se agarran a la posibilidad de salir victoriosos de una triple misión: lograr un pleno de nueve puntos, cruzar los dedos para que alguno de sus inmediatos predecesores pinche y renovar los ánimos de cara a una promoción con final feliz. Así, mientras las matemáticas no digan lo contrario siguen acariciando unas posibilidades de ascenso que ellos mismos han ido descascarillando con un puñado de partidos misérrimos (especialmente contra rivales de la zona baja) y, en términos generales, un rendimiento colectivo muy alejado del propio de un equipo en pos del retorno a Primera.

Sin margen de error, todo comienza esta noche con la visita de uno de esos adversarios que desea alcanzar: el Mallorca, quinto clasificado que lo aventaja por seis puntos, pero al que une un vínculo inefable con José Luis Martí. El entrenador del Dépor nació en Palma hace 44 años y se formó como futbolista en el club balear, con cuyo primer equipo debutó en la Copa en 1996. Mediocentro generoso y de agudo sentido táctico, jugó luego en el Tenerife, el Sevilla (donde edificó un dorado palmarés que encabezan dos Ligas Europa) y la Real Sociedad, antes de regresar al Mallorca, donde militó sus siete últimas temporadas antes de colgar las botas en el 2015. «Yo me debo al Deportivo, estoy encantado de estar aquí y lo que busco es el máximo beneficio para mi equipo, y evidentemente el personal también. Al final, lo que todos buscamos es el hecho de conseguir ese objetivo final», afirmó ayer, después de citar a toda su plantilla para el trascendental encuentro.

Al cabo de seis jornadas en el banquillo, el técnico aspira a disfrutar en una final precisamente contra su pasado del primer triunfo delante de su afición. Ganar es el único horizonte posible para este Dépor.

Más información

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

Toda una final para el Dépor contra el pasado de Martí