«Soy el primero que me exijo y Riazor sabe a quién puede exigir»

Pedro Mosquera rechaza que al Dépor le esté pesando cumplir las expectativas delante de sus aficionados


Si hay un deportivista con el que la exigencia siempre se revela máxima, ese es Pedro Mosquera (A Coruña, 1988). Cuando no vale el aprobado justito para un equipo que lleva todo el campeonato enganchado a las posiciones altas, pero sin dar el salto hacia la cima, el mediocentro llama a la calma, a la fortaleza y a la unión para que el Deportivo salga aún más preparado hacia la recta final de Liga.

-Está jugando en una posición diferente a la de mediocentro por delante de la defensa, que es en la que había participado más en el Deportivo.

-Son recorridos muy diferentes. Quizá ahora más verticales y no tan horizontales. Son esfuerzos distintos, pero cada vez me estoy sintiendo más cómodo, estoy cada vez pisando más área y eso es lo importante en esa posición.

-Todo un reto, porque nunca ha sido un jugador de llegada.

-Sí, es una posición que te exige presionar un poco más hacia delante y que cuando no tengas balón, y la jugada vaya por el lado opuesto, llegar al remate. En ese sentido, cada vez lo estoy cogiendo mejor. Cada vez estoy interpretando mejor esa posición.

-Hubo un momento de la temporada en la que se debatió su entendimiento con Bergantiños, pero ahora ambos parecen indiscutibles.

-Siempre hemos sido compatibles. De hecho, en la temporada de Víctor Sánchez del Amo, Álex y yo jugamos muchos partidos juntos. Sin ir más lejos, el derbi que ganamos en Riazor por 2-0 jugamos ahí y siempre nos hemos compenetrado muy bien.

-¿Juega el Deportivo intranquilo en Riazor?

-No, yo creo que la grada exige lo que tiene que exigir. Nosotros somos ambiciosos y queremos estar lo más arriba posible. Es verdad que en los últimos partidos en casa a veces por mala suerte, otras por no cerrar los partidos, estamos consiguiendo empates en vez de victorias y pierdes dos puntos que al final pueden ser muy importantes. Sí que es verdad que estamos fastidiados por eso, porque los dos últimos partidos en casa los teníamos en la mano y en los últimos minutos se nos escaparon cuatro puntos. Hay que ver lo que pasa y corregirlo.

-¿Los únicos problemas han sido no cerrar los choques y la falta de eficacia?

-Los últimos partidos en casa se nos han ido por detalles, no porque el rival haya sido mejor que nosotros, sino por detalles: que cuando vas ganando no pones toda la atención en la segunda jugada, a esos balones que parece que no van a ninguna parte, pero que pueden ser peligrosos.

-¿Entonces se está pasando la grada de exigente con el Dépor?

-Yo soy el primero que me exijo y Riazor sabe a quién le puede exigir. Y que siempre me exijan será bienvenido. De hecho, los partidos que he jugado bien este año la grada me ha aplaudido y me he sentido muy bien. Me siento muy bien jugando en Riazor y espero que eso siga así.

-¿Ve a más compañeros llevar esa exigencia tan bien como usted?

-En eso el míster está incidiendo mucho. Nos dice que dentro de nuestra propia exigencia tenemos que tener esa calma de que en los momentos difíciles que vengan, que al final le vienen a todos los equipos, es cuando más fuertes tenemos que ser y a partir de ahí crecer y mantener esa regularidad de puntos que estamos teniendo.

-Que cuando no se pueda ganar, empatar.

-Es que los últimos partidos se nos han ido en detalles. El del otro día fuimos superiores a partir de que nos marcaron el penalti y teníamos la sensación de que íbamos a ganar el partido. De hecho, remontamos, pero por una jugada tonta… Nuestra ambición siempre son los tres puntos.

-Pero son muchos empates, ¿entiende que la gente esté preocupada?

-Sí, claro, es normal, porque llevamos bastantes empates en casa últimamente. Pero también es cierto que si alguno de estos hubiese sido una victoria, todo pintaría muy bien.

-Porque a pesar de la mala racha el objetivo sigue siendo acabar entre los dos primeros, ¿no?

-Sí, nuestra ambición sigue siendo estar arriba. Además, a pesar de estos últimos resultados en casa, queremos ya este fin de semana conseguir los tres puntos para volver a engancharnos a las dos primeras posiciones.

-¿Mentalmente es más complicado centrarse para tres partidos seguidos en casa que para el ritmo habitual de casa y fuera?

-Yo no, yo lo veo como una buena oportunidad. El otro día nos empataron en el minuto 86, pero si hubiésemos ganado, estaríamos con la moral por las nubes y hablando de la posibilidad de sumar nueve puntos seguidos (con los tres siguientes seguros contra el Reus). Solo por detalles no fue así.

«Tengo muy buenos recuerdos de Pepe Mel, desde que llegó me dio mucha confianza»

La vuelta de Pepe Mel domingo (20.00 horas, LaLiga 123 TV) con el Las Palmas no se convierte en una visita más para Pedro Mosquera, con quien durante la estancia del entrenador madrileño en A Coruña el jugador del Dépor mantuvo una relación especial. De su mano, marcó su último gol como blanquiazul y ahora sueña con volver a repetirlo en un choque que, según subraya, debe reenganchar a su equipo a la pelea por las posiciones de ascenso directo a Primera.

-¿Qué recuerdo guarda de Pepe Mel?

-Muy buenos. Desde que llegó me dio mucha confianza. Vino para jugar contra el Atlético, hicimos muy buen partido y me sentí muy cómodo. Y luego fuimos a Gijón, que para mí fue muy especial, porque marqué un gol muy importante y fue el equipo que se quedó por debajo de nosotros, así que supuso una victoria de seis puntos.

-¿Fue su último gol?

-Sí, pero estuve a punto el lunes.

-¿Le ha dado muchas vueltas a la jugada?

-La verdad es que pensé que llegaba Quique, pero él pasó por delante del balón, pensé que lo iba a tocar y como esperaba que se desviase la trayectoria luego me cogió muy rápido y no me dio tiempo a levantar la pierna. Luego se la pude devolver con la asistencia del empate.

-¿Cuánto daño les está haciendo la baja de Carlos Fernández?

-Cualquier baja es importante para nosotros. Es cierto que tenemos una buena plantilla y jugadores que lo hacen bien cuando salen. Pero Carlos estaba siendo un jugador diferencial, no solo marcando goles, sino haciendo muchas cosas para el equipo con y sin balón, y es verdad que es una baja importante.

-¿Es el Messi del Deportivo?

-Es difícil hacer comparaciones, pero sí es verdad que marca la diferencia en esta categoría.

-¿Cree que el equipo está echando de menos un líder en el campo?

-No, no creo que sea eso. El otro día fuimos mejores que el Alcorcón, pero fue por un detalle, y contra el Nàstic hubo mucha diferencia, pero nos castigó la falta de efectividad. No tiene nada que ver con eso.

-¿Qué se van a jugar en el partido del domingo?

-Seguir peleando por las posiciones de ascenso directo.

-Con el equipo quinto clasificado y preocupación en el ambiente, ¿firma la promoción?

-Tenemos que ser lo más ambiciosos posible siempre.

Elige tu once para el Deportivo - Las Palmas

La Voz

Natxo González no desvela su convocatoria de la que estarán ausentes por lesión Carlos Fernández, Krohn-Dehli y el recién incorporado Vítor Silva

Será el mismo domingo, día del partido, cuando el técnico haga pública la lista de convocados para enfrentarse a la UD Las Palmas (20:00 h, LaLiga 1,2,3). La plantilla está citada para las diez de la mañana en Riazor para un desayuno, una sesión de vídeo y recibir las últimas indicaciones tácticas. Con las bajas por lesión de Carlos, Krohn y Silva, el técnico tiene al resto de la plantilla disponible.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

«Soy el primero que me exijo y Riazor sabe a quién puede exigir»