El Dépor se vuelve terrenal

Desperdicia dos goles de ventaja frente a un Numancia que acabó sellando el empate en Riazor


Un Dépor de dos caras nada más que rescató un empate (2-2) de una paupérrima segunda parte. Tras los primeros 45 minutos en los que maniató a su rival y hasta creyó sentenciado el partido, se echó la siesta después del descanso para apenas sumar un punto que deja en agua de borrajas su expectativa de acabar líder la jornada. Es apenas la segunda igualada que concede como local después de aquella que el Málaga le arrebató. Como entonces, otra vez acabó en inferioridad por la expulsión en el tiempo añadido de Saúl.

La primera parte se resumió en la tremenda superioridad de un Dépor que nunca permitió al contrario llegar en ataque estático hasta su área. Nunca. Las dentelladas coruñesas, en cambio, resultaron mortales. Desde el primer balón, nada más sacar de centro, cuando Vicente Gómez se adelantó para cortar un pase y armar un contragolpe que Quique no consiguió rematar.

La mejor cara deportivista se fundó en un centro del campo poderoso con el balón y enchufadísimo sin él. El mediocentro canario y Mosquera gobernaron el ritmo del partido, con Expósito omnipresente en todas las facetas del juego y Carles Gil profundo y generoso. Antes de que Expósito batiese por primera vez a Juan Carlos ya habían errado claras oportunidades Quique, el propio exfabrilista y Carles Gil. El 1-0 reflejó la distancia sideral entre unos y otros. Marí se asomó desde la defensa para filtrar un pase en el área a Quique, pero Juan Carlos rechazó su disparo. La jugada prosiguió con un centro desde la izquierda de Saúl que, sin que nadie le molestase, Expósito recibió en el área para fusilar la red.

Quizá el mayor pecado del Dépor fue no zanjar el partido entonces, con el rival noqueado y sin capacidad de respuesta, pero le faltó colmillo. El 2-0 se hizo esperar hasta el filo de la media hora, cuando un error de Diamanka en el pase atrás hacia su defensa dejó la pelota a los pies de Borja Valle, quien no perdonó más. Fue el primer gol del berciano desde aquel al contragolpe de Tenerife. Claro que el propio atacante, de vuelta al once tras la lesión de Carlos Fernández, estrelló en el palo un remate suave, pero ajustadísimo en el mano a mano con el meta.

El Numancia se enganchó al partido tras el descanso, agarró al Dépor por la pechera y sí que no lo soltó. Tuvo mucho que ver Alain Oyarzun, un extremo que entró en el descanso y se volvió indetectable para la zaga local. Nada más salir, botó una falta al corazón del área que acabó en la cruceta de Dani Giménez tras un cabezazo de Higinio y, casi sin tiempo a que el Dépor se preguntase qué fallaba, el propio jugador visitante sirvió certero un nuevo centro que Unai Medina introdujo en la portería blanquiazul. Queda la duda de si en la acción se acompañó de una falta sobre Borja Valle, que colaboraba en labores defensivas, y hasta de la mano para rematar.

El 2-1 reanimó el partido. Adormilado por la falta de tensión, al Dépor le costó desperezarse y solo lo hizo a la contra en acciones donde la falló el último remate. Como en esa dejada de Quique a Bóveda que el defensa solo ante Juan Carlos y con la izquierda elevó sobre el larguero, o la tijera que Carles Gil intentó tras el centro de Saúl, ambas al filo del minuto 70.

Sí acertó el Numancia, que en medio del sonrojo general empató en un centro al segundo palo de, otra vez, Alain que Yeboah pateó a la red. Quedaban poco más de diez minutos, pero Quique no acertó en boca de gol y el Dépor, que acabó con tres delanteros, terminó con muy pocas ideas.

Ficha técnica:

2- Deportivo: Dani Giménez; Bóveda, Domingos Duarte, Pablo Marí, Saúl García; Vicente Gómez, Pedro Mosquera (Álex Bergantiños, min.66), Edu Expósito (Krohn-Dehli, min.79); Carles Gil (Christian Santos, min.84); Quique González y Borja Valle.

2-CD Numancia: Juan Carlos; Unai Medina, Pichu Atienza, Carlos Gutiérrez, Marc Mateu; Diamanka, Escassi, Fran Villalba; Yeboah (Kako Sanz, min.89), Higinio (Borja Viguera, min.58) y Nacho (Alain Oyarzun, min.46).

Goles: 1-0, min.10: Edu Expósito. 2-0, min.29: Borja Valle. 2-1, min.59: Unai Medina. 2-2, min.78: Diamanka.

Árbitro: Arcediano Monescillo, del comité castellano-manchego. Expulsó por doble amarilla (min.92) a Saúl García, del Deportivo. Mostró amarilla a Vicente Gómez (min.87), del conjunto coruñés.

Incidencias: Partido de la decimoséptima jornada de LaLiga 1/2/3 disputado en el estadio ABANCA-Riazor ante 15.658 aficionados.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

El Dépor se vuelve terrenal