Recuerdos de Santo Domingo

El 4-0 del 2011, los reencuentros con Laure, Cristóbal y Manjarín, o la vuelta de Dani Giménez a la que fue su casa sazonan el regreso del Deportivo al habitualmente complicado estadio del Alcorcón


Tres puntos y un puñado de coincidencias. El Alcorcón-Dépor de hoy se convierte en la ocasión de que los coruñeses repasen parte de su pasado más reciente. Y no tropiecen en la misma piedra. En los descensos del 2011 y el 2013 el partido de Santo Domingo se convirtió en su particular prueba del algodón. Cada vez que el deportivismo desea retratar, como si de una postal se tratase, la dura y larga temporada que le espera en Segunda División se acuerda del campo de Santo Domingo y el partido en el que el equipo con más puntos en la historia de Segunda (llegó a los 91) fue vacunado con un sonrojante 4-0.

Laure jugaba entonces de blanquiazul y vio la roja a la media hora, atrapado por un partido sin respiro. Esta semana en el programa La voz del deporte, de Radio Voz, habló de qué significa para él este encuentro ahora que viste el amarillo del Alcorcón: «Para mí el Deportivo es un Madrid o un Barça de Segunda por presupuesto, afición, campo, historia,... Así que para nosotros es un gran rival a batir por lo grande que es. No es que nos duplique, mucho más, en presupuesto y tiene más individualidades que nosotros, que somos un equipo de colectivo, en el que los once nos matamos por el compañero. Pero si los dos equipos estuviéramos al 100?%, lo normal es que el Dépor se lleve el partido». En la plantilla del Alcorcón también milita el exfabrilista Borja Galán, quien no puede jugar esta noche por el contrato acordado entre los clubes para su traspaso.

El Dépor se reencuentra con Cristóbal y Manjarín, que junto a Luis Fandiño dirigen ahora al Alcorcón. Los tres prepararon al Fabril durante dos temporadas y media antes de que llegasen de emergencia al primer equipo en el tramo medio de la pasada temporada. Ahora gobiernan el banquillo de un equipo madrileño con cinco puntos (el Dépor suma tres más) en cuatro jornadas, pero apenas dos goles encajados (uno menos que los coruñeses).

Mística

La seriedad defensiva, el apoyo de sus aficionados, el buen trato del balón y la firmeza como local se vuelven a convertir en pilares de un bloque que había disfrutado de la mejor versión de Dani Giménez. El cancerbero deportivista protagonizó allí el curso que ahora guarda como referencia para el actual. En la temporada 2013-14 solo los porteros del Eibar y el Dépor, que acabaron subiendo, encajaron menos goles que el gallego, que apenas volvió a jugar en las siguientes cuatro temporadas.

Aquel curso los coruñeses volvieron a Santo Domingo y restañaron gracias a un triunfo por 1-2 en el último suspiro con gol de Lopo en un córner la herida abierta del 4-0. Al término del choque Fernando Vázquez, entonces técnico blanquiazul, se había referido a la mística de un campo que parece casi inexpugnable. En aquel choque el entrenador acabó dando la vuelta al ruedo para festejar la victoria junto a los seguidores deportivistas. «La gente es nuestro pilar», repitió como un mantra durante su estancia en Riazor. Hoy otra vez la hinchada blanquiazul se dejará ver en un Santo Domingo plagado de recuerdos.

El equipo entrena esta mañana y conocerá la convocatoria

Natxo González, que ha programado un último entrenamiento para las ocho y media de esta mañana tras el que dará la lista de convocados, vaticinó un partido en el que el Alcorcón va a presionar mucho al Deportivo. 

Natxo: «Si el Alcorcón se pone por delante será muy difícil darle la vuelta»

La Voz / Agencias

El técnico apuesta por un «partido pausado» para sacar un buen resultado de Santo Domingo

«El Alcorcón es y va a ser un equipo defensivamente muy fiable, que va a rentabilizar muy bien los goles y sería importante ponernos por delante. Si es al revés, si el Alcorcón se pone por delante, va a ser muy difícil darle la vuelta y puntuar», indicó en la comparecencia que ofreció en la concentración del equipo en Los Ángeles de San Rafael (Segovia).

Del conjunto madrileño añadió que es «un clásico de la categoría y, además, como local siempre es un equipo fuerte, muy intenso, muy agresivo y muy compacto».

Reconoció que, además, en el campo de Santo Domingo, «siempre» ha sufrido «bastante», aunque las dimensiones del terreno de juego sean comunes a otros estadios.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Recuerdos de Santo Domingo