Un partido con dos caras

Desde el dominio de la primera parte, el Dépor sufrió tras el descanso ante el empuje local

.

Sucedió en Albacete con un penalti polémico en el minuto 85 y se le repitió la pesadilla en Tenerife en el último suspiro del período de prolongación. La Segunda División saluda el retorno del Deportivo con dos finales de partido amargos. Tras acariciar un pleno de triunfos en las tres jornadas disputadas, se volverá de Canarias con su segundo empate del año y otra vez esa sensación de que no acaba de arrancar.

Pases

De la seguridad, a las dudas

El Dépor mantuvo el control del partido en la primera parte desde una alta fiabilidad en el pase de sus jugadores de toque. Vicente Gómez llegó al descanso con 23 pases y un 100 % de seguridad, pero Mosquera alcanzó el 82 % y Gil, el 80 %. Todas estas cifras bajaron luego: Mosquera fue sustituido con un 77,8 % de acierto, Gil con un 74,3 % y Vicente acabó con un 91,9 %.

Intensidad

Con los plomos fundidos tras el descanso

La presencia del Deportivo sobre el campo se diluyó tras el descanso, al menos hasta las entradas de Didier Moreno y Edu Expósito. El Tenerife pareció jugar el segundo tiempo con una marcha más, mientras los coruñeses no eran capaces de enlazar tres pases seguidos. Aupado por su público, el Tenerife creyó en la remontada.

Rombo

La aparición de cuatro mediocentros

Con el partido manejado por el Tenerife, Natxo González trató de recuperar el toque con la presencia masiva de centrocampistas. Entraron un mediapunta (Pedro) y dos pivotes (Didier Moreno y Edu Expósito) para que el Dépor pujase por la victoria hasta los instantes finales. La sustitución de Mosquera provocó que Vicente Gómez gobernase al equipo por delante de la defensa, mientras Bergantiños se cambió de costado: de la derecha a la izquierda.

Ataque

Borja Valle, un delantero para todo

El berciano llegó al Dépor con la fama de ser un buen jugador de banda, pero en A Coruña se está revelando como un llamativo delantero. A sus tres tantos en el final de la temporada pasada, ayer añadió su primer gol de este curso con un disparo ajustado que puso la guinda a un gran despliegue de esfuerzo y presión en ataque. Valle jugó casi toda la segunda parte como único delantero tras la sustitución de Quique.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Un partido con dos caras