Los fabrilistas liman diferencias

Varios de quienes integrarán la plantilla del filial blanquiazul cuando empiece la temporada han dejado huella en los amistosos disputados por el primer equipo


«No nos confundamos, las diferencias son enormes. Ellos son jugadores de élite, profesionales del fútbol con condiciones físicas y mentales que les harían destacar muy por encima de los demás en un Fabril». Todavía peleaba el filial por su ascenso imposible cuando Uxío realizó esta reflexión acerca de la distancia entre el primer y el segundo equipo blanquiazul. El delantero lucense destacaba dentro y fuera del campo en el conjunto que dirigía Gustavo Munúa y ahora entrena Tito Ramallo. A las órdenes del técnico coruñés se puso en el primer bolo veraniego del nuevo Deportivo, enfrentado en Abegondo a un diezmado grupo de fabrilistas. Muchos formaban aquel día en el bando de Natxo González, y a ellos se sumó el propio Uxío para el resto de amistosos. Suyo es el último gol anotado en precampaña, una muestra más de cómo varios jugadores del B están aprovechando la ocasión para limar diferencias.

Mujaid Sadick

190 minutos, 18 años. La carrera del central riojano ha pegado un estirón en los últimos meses. Tras debutar en Primera, ganar el oro con España en los Juegos Mediterráneos y renovar por cuatro temporadas con el club coruñés, ha participado en todas las citas preparatorias. En Viveiro formó por primera vez en el once inicial. Aunque por edad y competencia en la plaza está destinado a acumular muchos minutos en el filial, no ha desentonado en sus apariciones, asumiendo incluso responsabilidades en el inicio de jugada.

Diego Caballo

175 minutos, 24 años. Con su carril ocupado por Dubarbier, Saúl e incluso One, el futbolista salmantino se ha adaptado perfectamente al puesto de interior. Su inteligencia con balón y sin él y su notable potencia le permiten desenvolverse en distintas plazas. «Soy jugador del Fabril», manifestó tras el encuentro en Ponferrada. Un guion al que se apuntó Blas en Bembibre. Las condiciones del zurdo, goleador frente al Langreo, lo convierten en un futbolista con muchas opciones de subir al equipo de Natxo González. Sin embargo, si lo hace, no podrá regresar al filial al ser mayor de 23 años.

Blas Alonso

160 minutos, 21 años. La consolidación de Bóveda en la plaza de central, la lesión de Gerard Valentín y la demora en el fichaje de David Simón, han convertido al potente lateral derecho en el fabrilista con más minutos como titular en el primer equipo (140). Ha destacado especialmente en labores ofensivas, con constantes subidas por banda. Recuperado Valentín, Blas se cayó de la convocatoria para Viveiro.

Uxío da Pena

115 minutos, 28 años. La edad del ariete le impedirá compatibilizar el filial con el primer equipo, pero aún así Natxo González ha premiado su enorme rendimiento y ascendencia con la presencia constante en las citas del Dépor. Es el máximo anotador de pretemporada junto a Valle y Cartabia, y su última diana fue especialmente celebrada por Mosquera. «Es un chaval increíble», manifestó el centrocampista, refrendando los habituales elogios dedicados a Uxío por sus compañeros en el filial

Gaizka Martínez

110 minutos, 21 años. La multitud de especialistas que pelean por un lugar en el trivote blanquiazul resta opciones al prometedor futbolista vasco, que destacó especialmente en el choque contra el filial, donde este curso seguirán explotando su imponente físico y puliendo su rigor táctico.

Quique Fornos

80 minutos, 21 años. Natxo lo empleó como recambio en el lateral y el de As Pontes estuvo al nivel, como de costumbre. La cantidad de zagueros en nómina merma sus opciones de minutos con el primer equipo.

Aldo One

20 minutos, 23 años. Como Fornos, hizo de carrilero ante las bajas del Dépor, y al igual que su compañero en el Fabril, el exceso de competencia afecta a sus posibilidades de integrar un conjunto en el que ya debutó.

Carlos López y Álex Cobo

0 minutos, 23 años. Ambos entraron en la primera lista de convocados para la pretemporada del Deportivo, aunque las lesiones han impedido que el centrocampista y el portero pudieran tener minutos. Tampoco se ha estrenado todavía Francis Uzoho.

Edu Expósito se convierte en habitual y una lesión castiga a Bicho

A Edu Expósito se refirió hace unas semanas Carmelo del Pozo: «Si sigue a este ritmo, para mí es un jugador del primer equipo a todos los efectos». Palabras que se han visto acompañadas de la confianza de Natxo González. 240 minutos ha disputado el centrocampista, ya con ficha del Deportivo, en los amistosos de pretemporada. Tres veces ha formado en el once, incluida la del duelo de mayor envergadura, contra el Valladolid. El regreso de Borges, sin embargo, puede encarecerle la plaza en el once.

Mucha peor suerte ha tenido Bicho, que sufrió una lesión muscular en el arranque de la presente pretemporada y solamente disputó el duelo con el filial. Un problema que podría condicionar el futuro del habilidoso jugador sadense, de 22 años.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
11 votos
Comentarios

Los fabrilistas liman diferencias