Rotaciones y acierto anotador, claves para asaltar el Nou Congost

El Breogán superó esta temporada en dos ocasiones al Manresa

.

El Breogán afronta el próximo domingo a partir de las 18.00 horas en el Nou Congost ante el Manresa el partido más complicado en lo que le resta de competición y en el que, si logra salir victorioso, asestaría un golpe muy importante a la liga.

Los breoganistas precisan recuperar el buen todo, sobre todo en el aspecto anotador, que perdieron en el choque de la última jornada ante el Palencia, para imponerse a uno de los pocos equipos de la categoría que tiene un potencial similar al suyo y que les obligará a recurrir a sus mejores armas.

rotaciones

Recurso clave esta campaña. El Cafés Candelas es de los pocos equipos que tiene a dos jugadores de similar potencial por puesto, lo que le permite mantener un quinteto de enorme potencial durante la totalidad de los partidos. Este recurso le ha servido a los pupilos de Natxo Lezcano en numerosos partidos para adquirir cómodas ventajas en el marcador cuando los rivales son incapaces de mantener el buen tono físico y bajan el nivel durante unos minutos

acierto

Talón de Aquiles en alguna ocasión. Uno de los pocos peros que se le puede poner al cuadro breoganista a estas alturas de la temporada es el desacierto anotador que han tenido los jugadores en partidos puntuales. El caso más reciente fue el del último partido en el Pazo Universitario en el que los propietarios de la cancha fallaron mucho más de lo habitual en el lanzamiento a canasta que un rival que estuvo atinado en los lanzamientos y se llevó el triunfo de manera inesperada. El mismo problema aquejó al equipo en Ourense, en un partido para olvidar en el que también resultó superado.

intensidad

Nivel alto durante los cuatro cuartos. Los breoganistas, aunque su rendimiento como equipo está resultando altísimo, suelen pasar por algún bache de juego en todos los partidos, sobre todo cuando logran ponerse con ventaja en el marcador y pueden considerar que tienen el trabajo resuelto. Esta indeseada relajación no suele suponer un problema en los compromisos en los que se enfrentan a rivales asequibles, pero sí lo es en enfrentamientos ante los otros equipos poderosos de la competición. El ejemplo más claro fue en la final de la Copa Princesa frente al Manresa, partido en el que el Breo llegó a ganar por 20 puntos, ventaja que perdió, aunque finalmente lograron reaccionar y ganaron el partido.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Rotaciones y acierto anotador, claves para asaltar el Nou Congost