Muntari, el antihéroe de Seedorf

«Va a ser un jugador más, no el salvador», anuncia el técnico sobre el último fichaje


A la espera de que el club arregle toda la documentación para que pueda debutar esta noche, Muntari, el jugador que se entrenaba a prueba con el Deportivo desde el pasado día 8, se convirtió ayer en el último fichaje para enderezar el rumbo de esta horrible temporada. Pero no va a ser el héroe de la salvación. «Él está muy motivado, se siente integrado, el grupo le ha recibido bien, ha encajado y está para ayudar al equipo. Va a ser un jugador más. No es el salvador de la patria, pero seguramente va a darnos un aspecto importante de lo que estamos buscando, capacidad de ser agresivos y dominantes físicamente en ciertos momentos», señaló Seedorf, feliz de contar con el mediocentro defensivo que su equipo buscaba y la afición reclamaba.

Hay razones para creer en Muntari. En primer lugar, la confianza de su entrenador, quien lo puso a tiro del Dépor después de que ambos compartiesen proyecto en el Milan en el 2014. Ahora repetirán aquel tándem, con el holandés en el banquillo y el ghanés como referencia competitiva por delante de la defensa, no muy lejos de donde el propio Seedorf había destacado antes de colgar las botas.

Al mediocentro también lo avala su propio esfuerzo. A los 33 años, se vio rodeado por la polémica en su última etapa en el Pescara italiano, con el que descendió a la Serie B, y se encontró sin equipo en los seis primeros meses de la temporada. Cuentan que se dedicaba a su gran pasión al margen del fútbol, los automóviles, pero no dudó en acudir a la oportunidad que se le brindaba, con un techo salarial casi agotado y catorce días de intensos entrenamientos para ponerse a tono. «Está claro que va a necesitar tiempo para llegar a su mejor forma -matizaba ayer Seedorf-. Hemos trabajado bien con él en estas dos semanas, pero no queremos anticipar cosas. Seguramente no hay una manera ideal para su integración, vamos a tener que tomar algún riesgo, pero también tendrá que ver con cómo están los demás. Él está en el mismo aspecto físico que ellos. Solo le falta ritmo de partidos», advirtió.

Agresividad y talento

Pero Muntari también alcanzó la meta del dorsal libre del Dépor desde la calidad. Campeón de Europa con el Inter en el 2010 y tres veces mundialista, con una trayectoria muy completa en el Calcio, al tiempo que con llamativos pasos por la Premier inglesa, quizá le quedaba la Liga española para cerrar el círculo de una carrera dorada. En Abegondo, durante los ejercicios de disparo que practicaba junto a sus compañeros se le vio siempre entre los más acertados. Incluso en alguna sesión hasta compitió con su entrenador por quién ajustaba más el punto de mira a los palos. Ahora espera ganar él.

«Una de mis preocupaciones es ayudar a Lucas a volver a su nivel», admite el holandés

«Cuando hay talento, tarde o temprano va a salir», afirmó Seedorf al respecto de Lucas, que lleva mil minutos sin marcar, pero participó decisivamente en los dos últimos partidos en que su equipo marcó, aún con Cristóbal en el banquillo: el pase del gol a Adrián en el Bernabéu, y, de nuevo, sirvió al asturiano la falta que este cabeceó a la red para abrir el marcador contra el Levante. «Para mí es un jugador muy importante y una de mis primeras preocupaciones es ayudarle a volver a su nivel. Estamos trabajando todos los días, él está respondiendo con trabajo y ahora no está fino, pero le he dicho que le puede pasar a cualquier jugador, que a los mejores les pasa», añadió.

El entrenador holandés afirmó que ve a su equipo capaz de reaccionar, aunque sigue en las posiciones de descenso. «Yo veo un equipo vivo, que demostró estar vivo contra el Betis y contra el Alavés también, y tenemos que seguir trabajando para que los resultados salgan», comentó. En este sentido, señaló que está trabajando para crear las condiciones para que su equipo pueda ganar partidos, que son, según enumeró, «intensidad, organización, jugar como equipo cuando se ataca y defiende y saber lo que tiene que hacer cada uno. Esa es la base, luego está la individualidad. En la última fase del campo necesitas creatividad, tranquilidad y un poquito de suerte, pero esa es la base», insistió.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
13 votos
Comentarios

Muntari, el antihéroe de Seedorf