El Dépor recupera a su «quarterback»

Schär, uno de los mejores pasadores de larga distancia de la Liga, volverá mañana al eje defensivo


Desde la defensa el Deportivo abrirá mañana (21.00 horas, Gol) un nuevo camino de ataque. Todo indica que regresará Schär, quien en apenas siete partidos como blanquiazul ha entrado por el ojito derecho de Riazor. Si Sidnei destaca por la superioridad física, tan fuerte al choque como ágil y liviano en la carrera, así como por ese sexto sentido táctico para romper líneas mientras progresa con la pelota cosida al pie (¡cuánto hace que no lo logra de nuevo, o que al menos no lo intenta!), su compañero suizo en el centro de la defensa brilla por una excelente lectura del juego y la precisión para distribuir el balón.

Perfilado al lado derecho de la zaga, Schär encuentra su orientación natural para soltar un latigazo hacia la zona izquierda del campo. Así sucedió con éxito completo en la tercera jornada de Liga del Dépor, contra la Real Sociedad en Riazor, cuando Schär sirvió un pase de 40 metros para que en el área Adrián, de toque sutil, batiese a Rulli. Según las estadísticas oficiales de la Liga, el internacional, que el próximo mes buscará participar en su segundo Mundial en la repesca contra Irlanda del Norte, sirve diez pases largos por partido, más de la mitad llegan a su destino y uno acaba en ocasión de gol.

En la Premier inglesa se acuñó un término para denominar a este tipo de misiles medidos al pie de los atacantes. Les llaman pases Hollywood, tan artísticos y espectaculares, como capaces de llevar al estrellato a su receptor. Su gran especialista era Steven Gerrard, histórico centrocampista del Liverpool, quien a la hora de iniciar la jugada se retrasaba a la zona del lateral derecho o entre los centrales mientras desplegaba escuadra y cartabón para lanzar un pase milimétrico a la banda por donde corría el extremo a la espalda de la defensa. Bien pensado, parece una jugada recogida del fútbol americano, donde tras la melé el quarterback sirve el balón ovalado al corredor que rompe las líneas del rival en busca de la línea de fondo. Si hay un pasador de esta categoría en el Deportivo, es Schär, que mañana, al cabo de 23 días sin fútbol de Primera en A Coruña, volverá a formar al lado de Sidnei para lanzar a su equipo hacia la zona media de la clasificación.

Al cabo de cuatro partidos en los que, salvo el descalabro de la visita al Espanyol, el Dépor parece haber resuelto el agujero defensivo que padecía, Mel está en disposición de recuperar a su pareja de centrales preferida, aquella con la que había iniciado la Liga. En esta serie de jornadas solo pudo alinearla una única vez, en la visita del Getafe, cuando su equipo encajó un gol de tres remates a puerta. La pasada semana apenas recibió dos disparos entre los tres palos y sumó el segundo punto a domicilio fruto de un 0-0, pero con Albentosa y Sidnei como pareja de centrales debido a las molestias musculares de Schär. «Con una plantilla tan buena como la nuestra suceden cosas como que se pase de la grada al campo. A nosotros nos toca trabajar», declaró ayer el central brasileño.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

El Dépor recupera a su «quarterback»