Fede Valverde: «Si el Madrid está de acuerdo, me gustaría quedar más años aquí»

El uruguayo disfruta de la oportunidad que le han dado en el Dépor y asegura sentirse adaptado

.

Todo el descaro que transmite dentro del campo, se transforma en timidez cuando Fede Valverde (Montevideo, 1998), cruza la línea de cal camino del vestuario. Ahí surge la introversión de un joven de 19 años muy arraigado a su familia y a su novia, sus grandes apoyos en una experiencia europea que le llegó muy joven. Tras un año en el filial del Real Madrid y dar un paso al frente en el Mundial sub-20, en el que fue elegido balón de plata, el Deportivo le abrió la puerta de la Primera División para gozar de minutos en su preparación. Meses después, disfruta en A Coruña de su gran pasión, el fútbol, y ya ha saboreado el éxito de debutar y golear con la selección de su país. Pese a todo, al más puro estilo bebetista, se aferra a la «humildad» para analizar su éxito presente y futuro.

-Titular indiscutible en el Dépor, internacional absoluto... ¿Se puede pedir algo más?

-La verdad es que estoy con muchas ganas de poder ayudar a revertir la situación en la que estamos en el Deportivo. Fuimos a Eibar en busca de un triunfo que, lamentablemente, no llegó. Pero el lunes tenemos una nueva oportunidad para cambiarlo. Sabíamos que Eibar es un lugar difícil, que tienen un buen equipo, pero tal y como se dio el partido, podíamos habernos traído los tres puntos.

-Pero, ¿usted cómo se ve?

-Muy bien. Contento en la ciudad y, dentro del fútbol, hay que mucho que mejorar pero estoy feliz.

-¿Mucho el cambio en A Coruña?

-Es un cambio grande, pero no por la ciudad, sobre la que no tengo palabras para describirla. Es, simplemente, espectacular. En cuanto al fútbol, hay que tener en cuenta que vengo de Segunda B a Primera. El cambio es enorme.

-¿Le habían hablado de la ciudad compatriotas que estuvieron aquí antes como Lasarte o Pandiani?

-Pandiani sí y Diego Ifrán. Me hablaron muy bien de la afición y del club. Son un gran apoyo para mí, porque, además, sé que por ahí hablan bien de mí. Con Martín [Lasarte], sin embargo, no tengo trato. No lo conozco. Pero me gustaría agradecerle públicamente que sé que también ha hablado bien de mí. Sé que fue un ídolo aquí y es un honor.

-Francis le ha quitado el honor de ser el extranjero más joven en debutar con el Dépor.

-Me alegra un montón su debut, porque es un chico que trabaja muy duro para estar donde está. Tiene mucha humildad y se merece esta oportunidad. En mi caso es un orgullo estar ahí. Pero tengo que tener mucha humildad. Si no la mantengo, en un tiempo estaré, de nuevo, fuera del equipo. Esto es así.

-¿Qué le pasó en Eibar, que no estuvo al nivel de anteriores encuentros? ¿Cansancio por ir con la selección?

-Para nada. Creo que lo que sucedió es que me centré en exceso en tareas defensivas y yo soy un futbolista ofensivo. Pero, claro, ellos con una defensa de cinco, los laterales subiendo mucho... Estuve demasiado pendiente de tapar al lateral y eso muestra demasiado mis carencias. Tengo que atacar más, que es lo mio. Esa es una de las cosas que me quedan por aprender: a defender mejor y saber alternar.

-¿Se ve de vuelta en el Madrid?

-Uno nunca sabe, pero el Madrid es uno de los mejores, sino el mejor equipo del mundo y tiene a los mejores jugadores del mundo. Lo está ganando todo gracias a esos jugadores. Como futbolista del Real Madrid, me alegra, pero supongo que también es una dificultad. Tiempo al tiempo.

-Y si el año que viene todavía no tiene sitio en el primer equipo, ¿se plantea seguir aquí o cree que debe seguir subiendo el nivel y estar en un equipo de Liga Europa o Champions?

-El paso que di hacia el Deportivo fue grande. Este no es un club cualquiera. Es un grande. Y yo trato de aprovechar la oportunidad que me han dado. Si me dan la oportunidad y el Madrid quiere, me gustaría quedar más años aquí. Pero es pronto para analizar esa situación.

«La sonrisa del seleccionador por mi posición en banda no era de mofa hacia el míster»

Dentro de la felicidad que vive en el Deportivo, Fede Valverde se llevó un pequeño disgusto la pasada semana cuando se malinterpretaron unas declaraciones suyas sobre cómo veía el seleccionador uruguayo, Óscar Washington Tabárez, sobre una sonrisa que esbozó al técnico al hablar sobre la demarcación que ocupa en el campo. «Me dolió mucho porque se pudo haber creado un conflicto entre los dos entrenadores y yo cuando no pasaba nada. La sonrisa del seleccionador por mi posición en banda no era de mofa hacia el míster. El maestro se rio porque hicimos un viaje al pasado y recordamos cómo yo había empezado jugando de volante en categorías inferiores».

-¿Qué le falta a este Dépor para convencer?

-Pues creo que poco tiempo. Hay buen equipo, hay buen entrenador, que sabe mucho, y yo creo que vamos a acabar haciendo un buen fútbol y logrando mejores resultados. Tenemos futbolistas de buen pie y eso tiene que notarse.

-Decía Juanfran la pasada semana que debían mentalizarse de no echarse atrás de forma inconsciente, sino hacer lo que el entrenador les pedía.

-Tiene razón. El entrenador por algo es el entrenador y por algo está en el Dépor. Sabe mucho de fútbol y debemos aprovecharlo. Pero no siempre salen las cosas como uno espera. Si sales cinco veces a presionar y te meten cuatro goles, pues por confianza, no subes más. Son cosas que hay que corregir.

-Y superar, como hizo usted cuando falló ante el Betis.

-Me quedé muy mal, porque un fallo mío nos costó el partido. Pero me ayudaron mucho los compañeros.

-¿Quiénes son sus apoyos?

-Principalmente Albentosa y Borges.

Votación
18 votos
Comentarios

Fede Valverde: «Si el Madrid está de acuerdo, me gustaría quedar más años aquí»