A Coruña / La Voz

Hay portero y hay gol en la cantera. Francis y Óscar Pinchi pusieron al Deportivo en la senda del triunfo en el amistoso que el Deportivo y el Corinthians disputaron este jueves en Riazor con motivo del torneo Victoria Memorial Moncho Rivera. El joven portero resolvió con seguridad el escasísimo trabajo que el novel rival le dio, mientras el extremo fabrilista, quien actuó de delantero centro, abrió el marcador con un gol de ratonero del área, allí donde más feliz se mueve. Pero la diana de la noche correspondió a otro jugador del filial, Edu Expósito, que se sacó de la bota un chut a la escuadra que zanjó el partido. Mención aparte se merecen Albentosa, voluntarioso y más afilado en ataque que enchufado en defensa, pero con ganas de demostrar que, pese a la falta de minutos, sigue con ganas de llevar la blanquiazul, o Borja Valle, al que lo mismo dan amistosos que oficiales, que jugar de mediapunta, en banda o de delantero. Siempre cumple. En un estadio desangelado por la escasísima afluencia de espectadores y frente a un contrincante más voluntarioso que efectivo, las perlas y los jugadores con expectativas de reivindicarse apenas tuvieron oportunidad de brillar.

 

El Corinthians espabiló en los primeros 45 minutos respecto al equipo que en Ferrol había encajado cinco goles frente al Racing. Formó un muro en la frontal con dos líneas de nueve futbolistas muy juntas que a los locales les costó Dios y ayuda abordar. Sin ideas colectivas, los únicos recursos locales fueron la inspiración de Çolak o el individualismo de Bakkali. Justo antes del descanso ambos conectaron, pero el belga resbaló y Pinchi, listísimo, fusiló a la red.

Claro que el Corinthians había podido inaugurar primero el marcador. Tras una cabalgada de Marquinhos por la izquierda, Carlinhos, el delantero centro, tomó la espalda de Albentosa para plantarse solo ante Francis. Pero el meta fabrilista demostró las razones de los elogios que le tributan compañeros y técnicos, e imperial rechazó con el pecho.

El vendaval de goles esperó a la segunda mitad. Comenzó con el de Albentosa, quien controló en el área un saque de córner de Çolak y chutó lejos del alcance de Filipe. La diana acabó con la moral brasileña, pues enseguida llegaron el tercero y el cuarto. Borja Valle acribilló tras un mal rechace del portero y, casi sin tiempo para celebrarlo, Edu Expósito se plantó en la frontal para sacarse un zapatazo que se coló cerca de la escuadra. En el quinto, otra vez Borja Valle culminó un contragolpe de vaselina, mientras Luisinho, de cabeza en el primer balón que tocó, y Albentosa, también con la testa, zanjaron el choque.

Una noche plácida para el muro nigeriano del Dépor

Pedro Barreiros

El partido se brindaba como una ocasión para que varios deportivistas se reivindicasen, pero el juego deslavazado y la bisoñez del rival apenas dieron alas a un equipo que no se desmelenó hasta la recta final

El partido se brindaba como una ocasión para que varios deportivistas se reivindicasen, pero el juego deslavazado y la bisoñez del rival apenas dieron alas a un Dépor que no se desmelenó hasta la recta final. Estos fueron los blanquiazules más destacados:

Francis

Hizo la parada de la tarde. Nada más comenzar el amistoso rechazó con el pecho el disparo de Carlinhos, que se había plantado en el área tras tomar la matrícula a Albentosa. Luego, apenas volvió a tocar el balón. Fue sustituido por otra perla de la cantera, el juvenil Pablo Brea. Hay porteros en la base.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
13 votos
Comentarios

Festival de goles y poco juego en Riazor