El próximo curso del Deportivo empieza en mayo

Con la permanencia atada, el conjunto coruñés ya afronta varios asuntos urgentes


A Coruña / La Voz

A lo de Villarreal le faltó la épica del Camp Nou y eso se notó en los detalles. Del vestuario salió menos ruido; Manu Sotelo no saltó de la grada al césped para sumarse a la fiesta; Lucas Pérez ganó el autobús casi de incógnito y la camisa de Tino Fernández llegó perfectamente abotonada a la zona mixta. Ante los medios, al presidente le favoreció el sosiego para desmentir que Fede y el míster sean los únicos de este Dépor con tendencia al quiebro. Entre varios sí pero no solo acertó a confirmar que se avecinan novedades. «Varias operaciones esperaban a conseguir el objetivo», admitió. Y con la salvación resuelta, la próxima temporada podrá empezar en mayo.

Víctor Sánchez

Se buscan alternativas con mano izquierda. El dirigente llegó a pensar por un momento en salir del paso sin mojarse; hasta que a la cuarta pregunta le tocó hablar del banquillo. Recurrió a lo de que Víctor tiene contrato, aunque le puso un prefijo larguísimo: «En principio». El entrenador, que no llegó en avión a la pequeña fiesta de la permanencia en Alvedro, depende de una monumental sorpresa para seguir, pese a lo firmado. Le sobran detractores a todos los niveles y ya han arrancado las consultas sobe su posible relevo. En la oferta de empleo se valorará la mano izquierda del candidato.

Lucas Pérez

El Deportivo espera que acepte renegociar su vínculo. Entre los activos para hacer apetitoso el puesto, podría estar el del aspirante a máximo goleador nacional de esta campaña. Principal artífice de la salvación blanquiazul en un deporte colectivo. Solo falta convencer al coruñés para renegociar su contrato, venciendo a interesados que disponen de fondos para la cláusula. Lucas ya sabe del interés del club en ampliar y mejorar el vínculo que los une.

Sidnei

Si logra la doble nacionalidad será muy difícil retenerlo. Convencer al 7 supondría retener al segundo pilar del actual proyecto, una vez renovado Mosquera. El tercero es Sidnei, que al igual que el goleador y el míster tiene contrato en vigor pero dista de estar atado. Con el Benfica de por medio (posee parte de su pase) y el brasileño feliz en A Coruña, todo depende de los postores. Estos decaerán si se demoran los trámites que le eviten ocupar plaza de extranjero. El proceso está en marcha (ya hizo el examen de conocimientos y le falta el de idioma), pero es probable que no concluya antes de septiembre.

Fabricio Agosto

El canario saldrá y se fichará competencia para Lux. En la permanencia sellada en el Camp Nou tuvo mucho que ver la gran temporada de Fabricio. En la siguiente, el cruzado ha relegado al canario y convertido a Lux en sostén bajo palos hasta que fue a hacerle compañía en la enfermería. Ese curso en blanco del que partía como meta titular no ha espantado a sus novias, y en verano se irá al Besiktas. El Deportivo necesita ahora fichar competencia de primer nivel para el argentino.

Fayçal Fajr

Negociación abierta para no depender del Elche. La situación más peculiar en la plantilla quizá sea la de Fayçal, que quiere seguir de blanquiazul pero depende de un tropiezo de su ex para conseguirlo. El Elche está a un punto de la promoción para optar a un ascenso que llevaría al francomarroquí de vuelta al Martínez Valero. Sin embargo, en A Coruña negocian para no depender de la tabla de Segunda y retener ya al autor del gol que encarriló la salvación.

Fede Cartabia

Interés por el argentino, en su último año en el Valencia. Más difícil será evitar otro regreso al Mediterráneo. Fede es del Valencia hasta junio del 2017. Con solo un año más de contrato, renovar cesión se pone casi imposible, así que el club coruñés pretende adueñarse del hombre más en forma en el último tramo.

También hay ganas de retener a otros hombres a préstamo. Luis Alberto tiene aún dos temporadas por delante en el Liverpool. Si Lucas se queda, el interés del andaluz por seguir en Riazor crecería. En el caso de Juanfran, su particular unión con el Watford (que en principio se extinguiría en junio) y el interés de terceros (suena, por ejemplo, en Sevilla) lo colocan con pie y medio fuera, como ya estuvo el último verano.

Luisinho

Su continuidad dependerá de la salida de Víctor. En la banda contraria, Luisinho aún debería seguir en Riazor hasta mediados del 2018, pero su continuidad y la de Víctor son incompatibles. Si la relación con el míster es pésima, sí ha mejorado la que mantiene con sus compañeros, más allá de Fayçal y Sidnei. El lateral portugués, referente en la anterior campaña, tiene buen cartel y cuenta con pretendientes, aunque poco dispuestos de momento a pagar traspaso.

Oriol Riera

Otro perjudicado por el técnico y su propuesta de juego. En similar situación, sin desavenencias con el técnico de por medio, se encuentra Riera. La propuesta de juego de Víctor, que obliga al punta a buscarse la vida con muchos metros de hierba por delante, lastra al catalán. Así, su continuidad dependerá del estilo por venir y de la opción de pelear por el puesto. Como a Luisinho y Juan Domínguez, no faltan interesados en contratarlo si el Deportivo da el primer paso.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
18 votos
Comentarios

El próximo curso del Deportivo empieza en mayo