Un compañero para Juando

Las bajas de Bergantiños y Wilk obligarán a improvisar un pivote defensivo

Los jugadores del Deportivo trasladan una portería durante el entrenamiento de ayer en los campos de Abegondo.
Los jugadores del Deportivo trasladan una portería durante el entrenamiento de ayer en los campos de Abegondo.

A Coruña / La Voz

«Hay soluciones. Siempre hay soluciones». Ahora se trata de encontrarlas. «Estoy sin Alex y sin Wilk. Debo arreglarme con lo que tengo». Y lo que tiene Vázquez es un puñado de opciones entre las que improvisar un pivote defensivo.

Juan Carlos y Rabello

Más creatividad, menos fuerza

El míster apuntó el miércoles que «podría jugar con Bryan o Juan Carlos al lado de Juan Domínguez. O con los tres». «Esos serían los principales candidatos», reconoció el entrenador. De hecho, Rabello formó ayer al lado del 10 en el grupo de los presumibles titulares durante el partidillo. Eso sí, lo hizo por delante de una línea de tres centrales que minimizaban la perdida de poderío físico en la medular. Una merma en el músculo que también ayudaría a solventar la fórmula del trivote, con Juan Carlos repartiéndose espacio y coberturas con el chileno y el naronés.

Luisinho y Seoane

Experiencias de juventud

En el equipo b de la pachanga en Abegondo, el centro del campo lo formaron Luisinho y Seoane, las dos alternativas más peregrinas para el puesto, sobre todo, por lo primitivo de su experiencia previa.

Un bagaje que en el caso del portugués se remonta a su etapa de juvenil en el Braga, a las órdenes de Micael Sequeira. En cuanto al ourensano, «jugó ahí cuando era chavalín», recordó el míster. Exactamente, al servicio del Pabellón y algunos minutos cuando militaba en las categorías inferiores del Dépor.

Aunque la de Seo es más una opción «por si pasa algo», según apuntó el propio técnico, nada sería extraño para el multiusos de Vázquez. Una especie de Philipp Lahm a escala, capaz de ocupar ambos laterales y la medular pese a haber sido descartado en pretemporada.

En cuanto al luso, el pero lo pondría un temperamento temible en una zona delicada. Aunque su entrenador anunció que espera «ver a otro Luisinho a nivel disciplinario. Creo que va a ser ejemplar a partir de ahora».

Carlos Marchena

El precedente de Jaén

«Si Marchena está bien, se suma a las posibilidades», destacó Fernando Vázquez al repasar las opciones. El andaluz entrenó ayer con normalidad -de hecho, completó el trío de centrales junto a Lopo y el también recuperado Insua-; así que el domingo podría ocupar un puesto que ya desempeñó en anteriores temporadas y que también probó en esta, aunque fuera en el fiasco de duelo copero en Jaén.

Allí, rodeado de chavales, el campeón del mundo sufrió lejos de su plaza más frecuente. Si le toca repetir ante el Recre, la inteligencia y colocación de Marchena deberán suplir sus actuales problemas de velocidad y movilidad.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos

Un compañero para Juando