#Sobaquember, el femenino del #Movember

Este movimiento en redes sociales reivindica el derecho femenino a dejar crecer libre el vello de las áxilas


Redacción

Primero fue la estupefacción general ante la campaña de una conocida marca de ropa estadounidense en la que pobló sus escaparates con unos provocativos maniquíes con vello púbico. Pocas semanas después, y con las llamas ya casi apagadas del debate, tanto estético como higiénico, de depilación sí o no, llegó Madonna y sus axilas con pelo en Instagram para volver a poner boca abajo a los actuales cánones de belleza. El objetivo de la cantante era reivindicar el derecho femenino a no depilarse, con una fotografía que no dejó indiferente a nadie y que apoyó al movimiento #Sobaquember, que toma su nombre de su homóloga masculina #Movember que insta a los hombres a dejarse bigote en noviembre para tomar conciencia contra el cáncer de próstata. Nacido pocas semanas antes en Twitter, esta corriente pretende romper con el prejuicio de que una mujer sin axilas depiladas es antiestético y antihigiénico. «Pelo largo, no importa», aseguraba la reina del pop en una imagen que generó tantos detractores como partidarios, a partes iguales.

A pesar del revuelo generado, Madonna no ha sido ni mucho menos precursora en este debate transgeneracional del #Sobaquember que hace un par de décadas no hubiese tenido sentido, si no que se lo pregunten a nuestras abuelas. En este movimiento se indagan las razones detrás de la obligación femenina de arrancarse el vello: ¿por ser mujer?, ¿por cuestión estética?, ¿por no ser considerada un oso?, ¿tengo otras opciones?..., que comenzó siendo una costumbre en invierno, por la cantidad ingente de ropa que tapaba todas las zonas sensibles, se ha extendido al resto del año. Muchas famosas ya se habían sumado con anterioridad a la generación pública de este debate, de forma consciente o por un descuido estético, a esta tendencia.

El fotógrafo Ben Hopper empezó en el año 2007 su particular cruzada ante lo que él considera un «lavado de cerebro». «No trato de decir que quiero que las mujeres se empiecen a dejar vello en la axila. Lo que creo es que es una posibilidad que la gente no tiene por qué desechar», aseguró hace un par de meses en una entrevista en The Huffington Post. Julia Roberts ya ha explicado en más de una ocasión que solo depila sus áxilas cuando está inmersa en algún rodaje o campaña ya que se siente incómoda sin vello. Penélope Cruz, Britney Spears, Drew Barrymore o Halle Berry se han agregado a una tendencia sin mucha acogida actualmente en una sociedad que mira con malos ojos a cualquier mujer presumiendo de pelos lejos de la cabellera, aunque #Sobaquember está cambiando las cosas.

Las otras batallas de #Sobaquember

Cameron Díaz, por su parte, también se mostró partidaria en su libro The Body Book de no depilarse el vello púbico aconsejando «mantenerlo completamente vestido». Asimismo, la intérprete tacha de «majadería» la depilación láser y de moda pasajera la depilación. Y mismo camino ha seguido con anterioridad Gwyneth Paltrow que apostaba por un pubis «frondoso estilo años 70». En esta particular guerra contra las inglés brasileñas, la segunda parte de la ofensiva contra el vello en las áxilas, los ginecólogos también se posicionan del bando de las dos rubias, aunque con matices. Para los médicos, el vello está ahí para proteger la zona, aunque el sentido común y la moda extendida recomiendan retirar aquello que sobresale de la línea del bañador.

Otra parte de la guerra en contra o a favor del pelo, según el bando en el que nos posicionemos, hay que hacer un aparte con el vello en las piernas. Esta facción también tiene sus adeptos. La actriz Mo'nique, por ejemplo, recogió su Globo de Oro como mejor actriz en la edición del 2010 acudió a la gala con las piernas peludas. Aunque lucía un vestido largo, no dudó en enseñárselas a las cámaras ya que, según ha explicado, le gusta dejar crecer el pelo de forma natural.

¿Qué hacer entonces? Complicada pregunta, con similares respuestas en nivel de dificultad y que cambian 360 grados según el bando. Si escuchamos al movimiento #Sobaquember la respuesta es clara: olvídate de la depilación y recibe el pelo con felicidad y alegría. Sin embargo, del lado contrario, las opciones para deshacerse del vello ganan posibilidades. Con la tecnología láser ganando partidarias por su comodidad, las maquinas depiladoras de toda la vida siguen siendo un accesorio imprescindible para las mujeres -y últimamente también para los hombres-. Una buena elección a considerar, tanto si se necesita renovar como si se quiere decir adiós al pelo, el Silk'n Glide, que incorpora el sistema de luz pulsada adecuado para tratamiento facial y de todo el cuerpo -por su compra en El Corte Inglés, hasta el 31 de julio, también te llevas un bono de hasta 15 euros de regalo para gastar en bañadores de mujer con un importe mínimo de 20 euros-.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos

#Sobaquember, el femenino del #Movember