Diez «realities» que no te dejarán indiferente

J.F | M.R.

TELEVISIÓN

Desde hacerse monja, pasando por exorcismos y hasta a vivir en un autobús son algunas de las ideas de los guionistas más originales de este tipo de programas tan exitosos en audiencia

28 jul 2015 . Actualizado a las 15:42 h.

Desde la llegada en el 2000 de Gran Hermano, el mundo de los realities en España ha vivido una evolución impresionante, consolidándose como uno de los formatos televisivos más exitosos. Gran Hermano, Supervivientes, ¿Quién quiere casarse con mi hijo? son algunos de los ejemplos de que este tipo de programas que gustan, pese a que también son muy criticados. A nivel internacional y nacional se han hecho realities verdaderamente curiosos, llegando a traspasar límites para muchos instraspasables; ha llegado a haber concursantes envueltos en un tiroteo entre ISIS y kurdos. Esto son diez ejemplos de programas que no te dejarán indiferente.

1. Kid Nation: en el verano de 2007 la CBS emitió un un reality en el que durante 40 días, 40 niños de edades comprendidas entre los 8 y 16 años deberían crear una sociedad viable con 5.000 dólares iniciales. Los jóvenes elegidos por la «sociedad sin adultos» recibían premios valorados entre 20.000 y 50.000 dólares. Esta versión de El Señor de las Moscas, no fue tal, pues, tal y como reconoció el productor Tom Forman, los niños sí que tenían contactos con adultos. Algunos de los niños llegaron a abandonar el programa y su emisión causó una gran polémica

2. Sisterhood: seis chicas veinteañeras solas, durante seis semanas. Y no, no se van de fiesta, sino que se reparten en tres conventos para el llamado proceso de discernimiento en el que reflexionan sobre si quieren iniciar el noviciado para convertirse en monjas. En la Iglesia hubo a quien no le gustó, como a la hermana Cynthia, que acusó al programa de sensacionalista.