«Eurovisión es más grande de lo que pensábamos»

El Sueño de Morfeo se reunió en Malmö con los seguidores españoles del certamen, que hoy celebra su primera semifinal


Malmö / E. La Voz

Eurovisión 2013 celebra esta noche su primera semifinal, en la cual dieciséis países lucharán por las diez primeras plazas para participar en la final del próximo sábado. Entre los aspirantes de esta noche estará Dinamarca, que es, según las encuestas, la gran favorita para ganar el certamen este año. Estos son los otros 15 países que participarán en la semifinal de Eurovisión: Austria, con Natália Kelly que interpretará Shine; Estonia, con Birgit, que cantará Et Uus Saaks alguse; Eslovenia, cuya representante Hannah interpretará el tema Straight into love; Croacia, con Klapa s mora y su Mi?erja; Rusia, con Dina Garipova interpretando What if; Ucrania con Zlata Ognevich y Gravity; los Países Bajos, con Anouk que cantará Birds; Montenegro y Who See con la canción Igranka; Lituania, con la representación de Andrius Pojavis y el tema Something; Bielorrusia, con Alyona Lanskaya que cantará Solayoh; Moldavia, con Aliona Moon que interpretará O mie; Irlanda, cuyo representante Ryan Dolan cantará Only love survives; Chipre, con Despina Olympiou y An me thimase; Bélgica, con Roberto Bellarosa y el tema Love kills; y Serbia y sus representantes Moje 3 que intentarán clasificarse con Ljubav je svuda.

El festival de Eurovisión arrancó oficialmente con la fiesta de bienvenida a las 39 delegaciones que este año participan en la ciudad sueca de Malmö, que acoge por segunda vez el festival, tras hacerlo en 1992. Cientos de personas de todo el mundo, sobre todo escandinavos y alemanes, han llegado a Suecia para ver uno de los mayores festivales musicales, que seguirán por televisión 200 millones de personas. «Más que el año pasado en Bakú», según la presidenta de los clubes de fans de Eurovisión 2013, Maiken Mäemets. La sede del festival solo acogerá a 11.000 personas y muchas de ellas, por primera vez, verán las actuaciones de pie, como si fuese un concierto.

El público español desplazado a Malmö es uno de los más numerosos. Se pudo comprobar ayer en una céntrica plaza donde Raquel del Rosario, David Feito y Juan Luis Suárez sintieron el calor de medio centenar de compatriotas. Allí los componentes del grupo asturiano confesaron sentirse sorprendidos. «Eurovisión es más grande de lo que pensábamos», dijeron.

El Sueño de Morfeo, que realizó el domingo su primer ensayo sobre el escenario del Malmö Arena, salió contento «con la primera toma de contacto», aunque reconoció que «hay cosas que mejorar, detalles en la escenografía» que se retocarán de aquí a la gran final del sábado. Hasta entonces «todo es subsanable», aseguró Juan Luis Suárez. Un gaitero aparecerá al principio de la actuación y, junto al violín, le dará el toque celta característico de El Sueño de Morfeo. Los efectos de luz jugarán un papel importante, además de la voz de Raquel del Rosario, quien lucirá un vestido que mezclará los estilos bohemio y rock de la firma Yolancris. «La puesta en escena captará la magia de lo ya visto en el videoclip», indican.

El trío español tiene hasta el sábado una agenda muy apretada, en la que se incluyen, además del ensayo de mañana de Eurovisión 2013 y del general del viernes, visitas turísticas, entrevistas y actos promocionales para captar hasta el último voto. No será fácil en una edición donde los escandinavos, Ucrania y Rusia están entre el gran puñado de favoritos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos

«Eurovisión es más grande de lo que pensábamos»