Críticas a Telecinco por la emisión de un programa especial sobre los niños de Córdoba

Nada es igual sin Ruth y José entrevistó a Serafín Castro, que realizó las polémicas declaraciones tras la aparición del Códice


Más de dos millones de personas siguieron ayer el programa Nada es igual sin Ruth y José, consiguiendo Telecinco un 21,3% de la cuota de pantalla. Por la mañana, la apresurada vuelta de Ana Rosa Quintana de sus vacaciones con una exclusiva del caso Bretón también la situó como líder en su franja horaria.

Mientras en la cadena se frotan las manos por los datos de audiencia, las redes sociales, especialmente sensibilizadas con los últimos datos que se han conocido del caso de los niños de Córdoba, se llenan de críticas por el tratamiento informativo que están haciendo en los programas del grupo.

La pasada noche tanto los espectadores que vieron el programa como los que se lo encontraban zapeando, asistieron perplejos a la entrevista, llena de datos se supone que de importancia para una investigación que aún no se ha terminado, a Serafín Castro, jefe de la investigación de los niños desaparecidos en Córdoba.

Rodeando al policía, vestido con su uniforme, una corte de periodistas y expertos (de sobra conocidos por los telespectadores), se pasaron cuatro horas opinando, juzgando e incluso discutiendo entre ellos abiertamente sobre la pena que le caería al padre de los dos menores, José Bretón, que se encuentra en prisión desde dos semanas después del suceso.

En Twitter hubo quien incluso pidió la dimisión del ministro de Interior, Jorge Fernández Díaz, por haber autorizado a un alto mando de la Policía Nacional a participar en un programa de televisión. «La policía viendo Telecinco para enterarse de algo en el caso de Ruth y José» apuntaba @sopetero.

«Ahora el comisario, no habiéndose quedado a gusto con lo que ya ha dicho en Telecinco, se va a Cuatro a seguir largando... Qué bochornoso!!», continuaba @EHENPD, mientras que otros usuarios como @rubenfdez iban un poco más allá: «El jefe de la investigación de Ruth y José duerme en Telecinco. Anoche estaba en un especial y ahora está en el programa de Ana Rosa....».

Para los gallegos Serafín Castro es un viejo conocido. Tras la aparición del Códice Calixtino un año después de su robo, el jefe de la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) calificó al electricista como «un hombre de carácter cerrado, oscuro, gallego», y añadió con pretendida ironía que guardaba el dinero «debajo del ladrillo, como todos los gallegos». En el acto oficial de entrega del Códice en Santiago, Castro se desmarcó de sus polémicas declaraciones y apuntó que todo fue una interpretación errónea de los medios. Días después, retomó el tema de nuevo y dijo que «que a nadie se le ocurra hablarme a mí mal del gallego, me lo como a bocados, le muerdo la nuez echando virutas», afirmó.

«Nada es igual, sin...» de Rocío Jurado al caso de Ruth y José

Pero la participación del policía no es lo único que ha levantado ampollas. La apresurada vuelta de una de las reinas de la mañanas, Ana Rosa Quintana, a la que le restaban aún varios días de descanso estival, debido a los nuevos datos ya fue criticada ayer. Aunque cabe recordar que su principal competidora, Susanna Griso, hizo lo mismo ya el lunes en Antena 3. Además la «versatilidad» que Telecinco le ha conferido al programa Nada es igual, sin..., un formato que estrenó hace unas semanas y su presentadora, Emma García, también han sido objeto de polémica.

La emisión de ayer es la cuarta de este programa, que se estrenó con un especial sobre Marivent, propiciado por el inusual verano de la Familia Real en Palma aprovechando el caso Urdangarín. La semana siguiente estuvo dedicado a Rocío Jurado, tras el anuncio de que su viudo iba a ser padre. El tercer programa se dedicó a la familia Franco. Y ayer, se reconvirtió para hablar de la actualidad por el caso de Ruth y José.

¿Podría repetirse el caso La Noria?

En la cadena de Fuencarral parecen haberse olvidado ya del caso La Noria, que tras entrevistar y pagar a la madre del menor implicado en el caso Marta del Castillo, sufrió una campaña de desprestigio en las redes sociales que llegó a afectar incluso a las marcas que se anunciaban en este espacio, que en una de sus últimas emisiones no tuvo anuncios. Telecinco canceló primero algunos de sus programas más polémicos y finalmente, terminó retirando el programa que fue sustituído por uno de formato muy similar, El gran debate.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
51 votos

Críticas a Telecinco por la emisión de un programa especial sobre los niños de Córdoba