Ana Duato: atrapada en la piel de Merche

Diez años en antena y trece temporadas es demasiado bagaje para que no pasen varias generaciones antes de borrar el recuerdo de Mercedes


No es que se prodigara mucho en el cine antes de ser Mercedes, la esposa de Antonio Alcántara (primero Antoñito, después don Antonio y ahora de nuevo Antoñito) en Cuéntame cómo pasó, en antena en La primera desde el 2001 y fenómeno de audiencia en la historia de Televisión Española. Su personaje de Merche, prácticamente la barrió de la pantalla grande desde entonces. Es más, quizá sea uno de los ejemplos más sólidos de cómo la televisión te convierte en popular a tope, pero a cambio te encasilla por muchos años, haciendo inevitable que incluso te trastoque la identidad civil. Para millones de españoles no es Ana Duato, valenciana, 43 años, casada con el productor Miguel Ángel Bernardeu y madre de dos hijos. Es Mercedes Fernández, casada con Antonio, cuatro hijos y residente en el madrileño barrio de San Genaro.

Diez años en antena y trece temporadas es demasiado bagaje para que no pasen varias generaciones antes de borrar el recuerdo de Mercedes... Gajes del oficio. Realmente, Ana Duato comenzó en el cine siendo muy joven. Tenía 17 años cuando Basilio Martin Patino la llamó para Madrid (1987) y dos años después ya coincidió con Imanol Arias, actor muy vinculado a su carrera, mucho antes de Cuéntame? Sería en un episodio para la serie Brigada Central (1989). A partir de ahí, alternaría televisión con filmes como El perro del hortelano (1996) para Pilar Miró y Adosados (1996) y El color de las nubes (1997), ambas de Mario Camus, quizá sus mejores trabajos en cine hasta desembarcar en el 2001 en su actual serie. Pero antes, coincidiría todavía con Imanol en la serie Querido maestro (1998) y en la miniserie Severo Ochoa, la conquista de un Nobel (2001).

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

Ana Duato: atrapada en la piel de Merche