La reina de la pequeña pantalla

Oprah Winfrey ingresa 258 millones de euros al año por su trabajo. Es la comunicadora más rica e influyente del planeta


Madrid.

Cada vez que Oprah Winfrey sale en antena, ruge la caja registradora. Es la reina Midas de la televisión, la famosa más influyente, la más popular y la más rica, según la lista de Forbes , que le calcula unos ingresos de 258 millones de euros en los últimos doce meses. Dicho de otra manera -y todavía suena más fuerte- se embolsa casi un millón por día trabajado.

La popular presentadora es la confesora pública de los famosos. Por su sofá han pasado desde Michael Jackson, acusando a su padre de haber sido un déspota, hasta Hugh Grant, lamentándose de cuando lo «cazaron con aquella prostituta»... Siete millones de personas siguen fielmente a Winfrey en su show diario de la CBS, al que pondrá fin el próximo año, después de 25 temporadas en antena y otros 250 millones de euros en la cuenta si todo sigue así.

La presentadora afroamericana es la primera de la lista de Forbes de los cien famosos del mundo del espectáculo más rentables. Hay actores, cantantes, deportistas y muchos rostros de la tele: Miley Cyrus, a la que ha hecho rica Hannah Montana, por más que ella ahora reniegue del personaje, el showman Jay Leno, la actriz de Mujeres desesperadas Eva Longoria... ¿Pero cómo se puede permitir una televisión pagar tantos millones de euros con semejante alegría? Porque ellos son una máquina de hacer dinero. No hay truco. No se paga mal tampoco en el mercado nacional, aunque aquí las cifras no son, ni con mucho, tan desorbitadas. Hacer un ránking de sueldos como el de Forbes es poco menos que imposible porque ni las cadenas ni los propios asalariados sueltan prenda.

Los precios en España

Pero, sin duda, en el top de la lista española nos encontraríamos con Jesús Vázquez, Ana Rosa Quintana, Mercedes Milá, Buenafuente, Anne Igartiburu, Patricia Conde, Belén Esteban... «Muchos pueden estar ganando por encima del millón de euros por temporada. A ?Christian Gálvez, por ejemplo, se lo pagaron cuando empezó Pasapalabra porque son los presentadores estrella y las cadenas los blindan. Buenafuente ganará un dineral, pero es que él mismo es un anuncio andante, es una marca de La Sexta. Y lo mismo ocurre con Sardá, a quien en Telecinco tienen como en un museo. Aunque le paguen mucho y haga pocos programa les compensa», coinciden varios expertos.

«Las grandes cadenas están facturando cerca de mil millones de euros al año por publicidad, así que se pueden permitir pagar un millón a alguien que les llena ochocientas horas de programación al año con un buen share , como hacen Ana Rosa Quintana o Jorge Javier Vázquez», apuntan. Porque esas 800 horas de programación suponen más de 50 de publicidad y eso es oro. Pero no solo los presentadores estrella se forran. Hay actores que han encontrado en la pequeña pantalla un chollo.

«Las series españolas son uno de los productos más rentables. Un capítulo puede costar hasta 600.000 euros, pero se amortiza porque dura hora y media y eso permite varios cortes publicitarios», señalan las mismas fuentes.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

La reina de la pequeña pantalla