Xiaomi anuncia un televisor de 55 pulgadas por 400 euros

Tiene resolución 4K HDR, sistema operativo Android con acceso a la Google Play Store y un control por voz que lo convierte en un hub para controlar todos los dispositivos conectados del hogar


Xiaomi lleva en Europa dos años y hoy eligió Madrid para presentar sus novedades para un continente donde ya cuenta con 38 millones de usuarios. La compañía china ha conseguido hitos como situar su pulsera Mi Smart Band, que ya va por su cuarta versión, como el dispositivo de fitness más vendido. Su apuesta por las gamas medias y low cost le ha dado resultado y especialmente en nuestro país, donde tenemos un poder adquisitivo por debajo de la media europea.

Un guiño a esta política lo hizo al anunciar que el nuevo Redmi Note 8, su smartphone superventas, tendrá el mismo precio (199 euros) que el modelo al que sustituye, el Redmi Note 7. En el evento hicieron mucho hincapié en la durabilidad del teléfono, que ha pasado los tests más duros pieza por pieza, y es que la fiabilidad siempre ha sido el talón de Aquiles de Xiaomi.

También se renueva su terminal estrella, el Mi Note 10, que ofrece una pantalla de 6,47 pulgadas AMOLED y el que dicen que es el mayor sensor de cámara en un teléfono móvil, capaz de captar fotos de 108 megapíxeles y permitir impresiones de hasta 4,24 metros. Con zum de 50x -«un telescopio en tu bolsillo», dijeron gráficamente-, vídeo con estabilización a 960 FPS y 4K, y una bateria récord de 5.260 mAh (carga al cien por cien en 65 minutos), cuesta 549 euros la versión de 6+128 GB (la mitad que el Samsung Galaxy Note 10+ y el iPhone 11 Pro, con los que se compara) y 649 euros la de 8+256 GB.

Pero en la presentación hubo un momento Steve Jobs, un «one more BIG thing». Jorge Mencía, mánager de Ecosistema de Xiaomi España, subió al escenario para anunciar la llegada de la primera televisión de Xiaomi, la Mi TV 4s. Con una pantalla de 55 pulgadas 4K HDR, marco y peana metálicos y sistema operativo Android 9 Pie, incluirá las aplicaciones de servicios populares como Netflix, Prime Video, Rakuten, Movistar o YouTube, y podrán descargarse más a través de la Google Play Store. También permite el envío directo de nuestras fotos y vídeos desde el móvil, al llevar un Chromecast incorporado.

El equipo está pensado para funcionar como un hub de los dispositivos conectados de la casa, de forma que por medio del control de voz podemos pedirle que ponga música, que encienda el purificador de aire, que atenúe o cambie el color de las luces… Si le dices que te vas a dormir, apagará la lámpara del salón y encenderá la del dormitorio.

Xiaomi no es la primera tecnológica china que empieza a vender televisores en España, Hisense lleva ya varios años haciéndolo y Honor (segunda marca de Huawei) también lo tiene previsto. Pero su entrada supone una amenaza a los gigantes coreanos (Samsung, LG) y japoneses (Sony) que ahora se reparten el mercado, sobre todo en las gamas bajas. El Mi TV 4s tiene un precio de derribo: 449 euros (399 si se hace la pre reserva a partir del 25 de noviembre); 349 euros el modelo de 43 pulgadas, y 132 euros el de 32 pulgadas.

Por supuesto, el panel utilizado no es OLED, ni QLED, ni NanoCell (las tecnologías más avanzadas que exhiben sus competidores), y el sonido se limita a dos altavoces de 10 vatios. Pero pocas compañías pueden decir que tienen un televisor que cuesta menos que su smartphone estrella.

Sistema operativo renovado

La keynote de Madrid sirvió asimismo para mostrar a la prensa especializada la nueva capa de personalización de los móviles de Xiaomi, MIUI 11. En realidad es un sistema operativo que se superpone a Android y que tiene un diseño más limpio, ya sea con fondo blanco u oscuro (tiene dark mode).

Los ingenieros de Xiaomi han reinventado la luz de notificación, que ahora es una animación que parte de los marcos hacia el centro de la pantalla. Los usuarios podrán despertarse con el sonido del agua o el fuego; también hay nuevos sonidos de notificación dinámicos, basados en la naturaleza, que irán cambiando a lo largo del día. Será posible poner dos horas diferentes en la pantalla de inicio.

MIUI 11 también tiene una serie de aplicaciones útiles, como lista de tareas (con acceso directo simplemente deslizando el dedo) o Docs: un solo lugar para todos los documentos y que permite visualizar miniaturas previas sin aplicaciones externas. Además, el software dará compatibilidad para la impresion directa con la mayoría de las marcas de impresoras del mercado.

Con este sistema operativo y Huawei desarrollando también su alternativa a Android (Harmony OS), cada vez se vislumbra más un futuro en el que el software de Google no tenga la masiva cuota de mercado de que disfruta actualmente (superior al 90 % de los dispositivos móviles). Si las compañías chinas consiguen lanzar también alternativas sólidas a aplicaciones como WhatsApp, Telegram, Instagram o Facebook, la hegemonía del gigante estadounidense podría tener sus días contados.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Xiaomi anuncia un televisor de 55 pulgadas por 400 euros