LG G8 Smart Green, el único móvil que se maneja sin tocarlo ni hablarle

Una cámara ToF emite haces infrarrojos capaces de reconocer el patrón único de las venas de la mano y permite hacer capturas de pantalla o ajustar el volumen de una canción utilizando gestos sencillos


La interacción con los dispositivos móviles ha evolucionado en el siglo XXI desde los teclados físicos a las pantallas táctiles, y en los últimos años a las órdenes de voz, gracias a los asistentes personales y la inteligencia artificial (IA). Pero la tecnología ha dado una nueva vuelta de tuerca a la relación entre humanos y máquinas y ya es posible controlar un smartphone sin necesidad de hablarle ni de tocarlo. Se trata del LG G8 Smart Green, lanzado por la firma coreana en julio pasado (por 699 euros) y que ofrece una experiencia multimedia totalmente inmersiva (pantalla OLED FullVision de 6,21 pulgadas, sonido estéreo y DTS-X-3D y Penta Cámara Pro), además de contar con un revolucionario sistema denominado Air Motion y garantizar la máxima seguridad biométrica.

Air Motion, que fue una de las innovaciones más llamativas de la última edición del Mobile World Congress (MWC), exprime al máximo la experiencia de usuario al tener la capacidad de responder y finalizar llamadas, hacer capturas de pantalla o ajustar el volumen de una canción utilizando gestos tan simples como agitar una mano o deslizar la palma sobre el teléfono. «Un amplio abanico de posibilidades y funcionalidades que el usuario podrá realizar mientras cocina con sus manos manchadas con el objetivo principal de ofrecer la máxima comodidad en el día a día», explican desde LG.

Esta avanzada función es el resultado del trabajo de la cámara Z (ToF) integrada en el frontal del terminal que funciona a través de sensores infrarrojos y es capaz de reconocer el patrón único de las venas de la mano mediante Hand ID, un sistema de identificación biométrica. La cámara Z del G8S emite un haz infrarrojo sobre la palma de la mano, y, dependiendo de cómo la hemoglobina de la sangre (diferente en cada persona) absorbe la luz infrarroja, crea un patrón único de identificación que el teléfono almacena y encripta para la autentificación biométrica. Esta tecnología se puede utilizar bajo la luz solar directa y en entornos oscuros gracias, precisamente, al uso de luz infrarroja.

Además, este sensor aporta una mayor seguridad al dispositivo al obtener un reconocimiento facial 3D en tiempo real, incluso en situaciones de baja luminosidad. A estos dos patrones seguros se le añade un lector de huella dactilar, lo que ofrece al usuario un desbloqueo múltiple (Multi ID) y con altos niveles de seguridad.

A la cámara Z se le suman otras cuatro cámaras, una más frontal y tres principales en su parte posterior, para convertir el  LG G8 Smart Green en un smartphone con cinco cámaras profesionales con inteligencia artificial integrada que permiten grabación de video con resolución 4K y efecto bokeh (desenfoque artístico). El sensor delantero puede sacar selfies «más reales e impactantes» (LG denomina a esta función Selfie 3D) al identificar a los sujetos con profundidad de campo y la función Spotlight, que permite dotar de luz a las áreas a resaltar en la foto

Aparte del panel táctil, es especialmente reseñable el sonido estéreo y rango completo a través de la tecnología envolvente DTS-X-3D de 7.1 canales. El teléfono también es compatible con la tecnología Master Quality Authenticated (MQA), que permite streaming de audio de alta resolución sin comprometer la calidad del sonido resultante. En estos avances la marca coreana cuenta con la colaboración de Meridian Audio, expertos en sonido de calidad desde hace más de 40 años, en una asociación similar a la que tienen otras compañías, como por ejemplo Huawei con Leica.

El smartphone, con un diseño elegante de cristal con bordes metalizados, cuenta con la norma IP68 de resistencia al agua y al polvo. A ello se añade la certificación militar de resistencia (MIL-STD-810G) por haber sido el único en superar catorce pruebas del ejército de los Estados Unidos: caídas, altas temperaturas, bajas temperaturas, presión, salinidad, etcétera.

Programa de reforestación

¿Y de dónde viene el apellido Smart Green que acompaña al nuevo terminal de referencia de LG? En la onda de lucha por el medio ambiente tan de actualidad, la firma coreana, junto a CO2 Revolution, ha llevado a cabo un ambicioso proyecto de reforestación en el Parque Natural del Alto Tajo (Guadalajara), área que sufrió uno de los mayores incendios de la historia de España en el 2012. La tecnología del LG G8 ha permitido analizar y mapear las áreas a replantar gracias a sus tres cámaras con IA, además de monitorizar el sembrado de semillas lanzadas desde drones. Más de 1,5 millones de árboles fueron plantados en pocos meses de trabajo y bajo condiciones climáticas cambiantes.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

LG G8 Smart Green, el único móvil que se maneja sin tocarlo ni hablarle